Público
Público

El Vaticano ordena a Lleida entregar las piezas de arte sacro a Aragón

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Tribunal de La Rota, máximo organismo judicial del Vaticano, ha decretado que las piezas de arte religioso que se encuentran expuestas en el Museo Diocesano de Lleida sean entregadas al Obispado de Barbastro, ha confirmado hoy la diócesis leridana.

El alto tribunal eclesiástico no ha admitido a trámite la demanda presentada por el Obispado de Lleida que reclamaba la propiedad de las 113 obras de arte religioso procedentes de diferentes parroquias de la Franja que se encuentran en el Museo Diocesano de Lleida.

Fuentes de la Diócesis de Lleida han manifestado que aunque la resolución del Vaticano agota la vía canónica, el equipo jurídico del Obispado estudiará durante los próximos días "la situación creada por esta decisión jurídica".

El administrador apostólico del Obispado de Lleida, Xavier Salinas, ha reiterado su ofrecimiento de "buscar caminos de entendimiento" con el Obispado de Barbastro-Monzón.

Salinas no ha aclarado, sin embargo, si acatará la sentencia del Vaticano y reclamará a la Generalitat que devuelva las piezas a Aragón.

Aunque la Diócesis de Lleida había recurrido al Vaticano para que aclarase jurídicamente la titularidad de las obras con un juicio en el que ambas partes pudieran presentar sus pruebas y defenderse, la Signatura Apostólica ha decidido rechazar la admisión de esta petición, reafirmando así la validez de los decretos emitidos hasta el momento por la Santa Sede, que se han decantado a favor de Barbastro.

El recurso fue presentado en septiembre de 2006 por Josep Casanovas, asesor jurídico del obispo Francesc Xavier Ciuraneta cuando aún era titular de la Diócesis de Lleida.

Casanovas, que fue destituido por el administrador apostólico de Lleida, Xavier Salinas, que sustituyó a Ciuraneta, ha señalado al conocer la resolución que no se trata de una sentencia judicial y que la resolución de La Rota no tiene relevancia jurídica, por lo que habrá que esperar a lo que diga la Generalitat al respecto.

Según Casanovas, las 113 piezas de arte pertenecen al patrimonio cultural de Cataluña, que, como tal, está protegido por ley, de manera que la colección expuesta en el Museo Diocesano no podrá disgregarse sin la autorización del gobierno catalán.

En previsión de que La Rota se negase a entrar en el fondo de la cuestión, la asociación leridana Amics del Diocesà había presentado una demanda civil reclamando la permanencia de las piezas en Lleida alegando la existencia de un derecho de usurpación por posesión pacífica continuada.

Más noticias en Política y Sociedad