Público
Público

Una erupción preserva el cráneo de un rinoceronte 9 millones de años

Se cree que el fósil, que se encuentra en Turquía, es de un gran rinoceronte de dos cuernos, común en la región del Mediterráneo oriental durante ese período

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Menos del 2% de los fósiles de la Tierra se preserven en roca volcánica, pero investigadores de la Universidad de Montpellier (Fancia) han identificado una nueva: el cráneo de un rinoceronte que pereció en una erupción volcánica hace 9.200.000 años, según publica 'Plos One'. Se cree que el fósil, que se encuentra en Turquía, es de un gran rinoceronte de dos cuernos común en la región del Mediterráneo oriental durante ese período.

Según los investigadores, liderados por Pierre-Olivier Antoine, las características inusuales del cráneo conservado sugieren que el animal murió a temperaturas cercanas a 500 ºC, en un flujo volcánico similar a la de la erupción del Monte Vesubio en Italia en el año 79 dC.

La espantosa muerte del rinoceronte fue casi instantánea, con una cocción del cuerpo a una temperatura aproxiamada de 400 ºC y descuartizándose dentro del flujo piroclástico, separando el cuerpo de la cabeza. El flujo de la ceniza volcánica trasladó el cráneo 30 kilómetros al norte del sitio de la erupción, en donde fue descubierto por el miembro del equipo de investigación.

Aunque otros investigadores han identificado previamente fósiles de organismos de partes blandas del cuerpo conservadas en ceniza volcánica, la materia orgánica cerca de una erupción volcánica normalmente se destruye rápidamente por las altas temperaturas, lo que hace que un fósil como este sea extremadamente raro, concluyen los científicos.