Público
Público

A cuartos de final, por la vía rápida

El equipo germano no quiere sorpresas ante Croacia

RAMIRO VAREA

Alemania es una de las favoritas para llevarse esta Eurocopa y, aunque no lo reconozcan abiertamente, sus jugadores y su cuerpo técnico lo saben. En su primer partido, la selección de Joachin Löw se deshizo con facilidad de Polonia (2-0), con dos goles de Podolski, y demostró varias cosas: una solidez defensiva extraordinaria, un mediocampo que sabe a qué juega y una delantera letal. En definitiva, un fútbol firme y temible, capaz de destrozar a cualquier rival.

La historia, además, se decanta a favor de los alemanes, ya que son los reyes absolutos de un campeonato que han conseguido en tres ocasiones. nte Croacia, Alemania es favorita. Löw, el técnico germano, anunció ayer que no habrá demasiados cambios en el once inicial ante Croacia. “Pero quizá uno o dos jugadores pueden entrar, ya veremos”, matizó. Bastian Schweinsteiger y Arne Friedrich podrían ser las nuevas apuestas de Löw para el choque de esta noche.

Además, el capitán Michael Ballack, pidió ayer respeto para los croatas: “Esperan algo grande en este torneo. Vencieron a Inglaterra dos veces en la fase de clasificación y creo que van a jugar un partido mucho más ofensivo”.

El objetivo de Croacia es dar la campanada ante Alemania. Los balcánicos derrotaron a Austria (1-0) en su primer partido. A pesar de la victoria, el equipo de Slaven Bilic generó muchas dudas en su juego y no ofreció su mejor versión. Los croatas estuvieron muy desdibujados, su ataque fue nulo y su jugador estrella, Luka Modric, rindió muy por debajo de su nivel habitual.

Ayer, el seleccionador Bilic no quiso dar pistas. “No existen ningún dilema. La alineación ya está lista, pero la daré a conocer mañana [por hoy] antes del encuentro. Es posible que no haya ningún cambio o es posible que haya uno o dos”, señaló. Bilic sabe lo que es ganar a Alemania. Lo consiguió como jugador en el Mundial de 1998, con un incontestable 3-0 en los cuartos de final.

Una posibilidad para el encuentro de esta noche es que el técnico apueste por jugar únicamente con Ivica Olic en la delantera y reforzar el ataque con Niko Kranjcar de mediapunta. Los croatas dan como favorita a Alemania, pero no renuncian a nada. “Si logramos llevar nuestras ideas al terreno de juego y sacamos el fútbol que llevamos dentro, tendremos buenas oportunidades”, indicó ayer su capitán, Kovac. Aun así, un empate podría ser más que suficiente para pasar a cuartos.