Público
Público

La directiva del Barça pretende que la decisión de cambiar el patrocinio de la camiseta sea suya

La junta planteará en la próxima Asamblea de Compromisarios una reforma de los Estatutos que prevé también, entre otras cosas, que un candidato a presidente necesite diez años de antigüedad como socio

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La junta directiva del FC Barcelona planteará en la próxima Asamblea de Compromisarios una reforma de los Estatutos que prevé, entre otros puntos, que se requiera mayor apoyo de socios para impulsar un voto de censura o que sea la junta la que determine el patrocinio en la camiseta.

La junta planteará asimismo que un candidato a presidente necesite diez años de antigüedad como socio, según ha detallado el portavoz del club, Toni Freixa, en la rueda de prensa para explicar los acuerdos de la reunión de la Junta Directiva celebrada ayer en Sitges (Barcelona). La reforma que se plantará en la Asamblea del próximo septiembre tiene la intención de 'reforzar el componente democrático de la entidad e impulsar reformas que quitan poder a la junta y dan mayor participación a socios', ha dicho Freixa.

Unas nuevas normas que 'mejoran la acción de gobierno' y otras que son de obligada inclusión, para adaptarse a la normativa, como será la relacionada con los requisitos para impulsar un voto de censura, que se adaptará a la Ley del Deporte, según el club. 'El quórum para pedir un voto de censura, que era del 5 % de socios o el 50 % de compromisarios, pasa a ser del 15 % de socios o 50 % de compromisarios', ha señalado Freixa.

Por otro lado, se establecerá que sea competencia de la Junta determinar el patrocinio en la camiseta del primer equipo, 'siempre y cuando no vulnere los valores éticos e históricos o perjudique la imagen del club', aunque será necesario el dictamen favorable de la Comisión de Transparencia. También se requerirá la ratificación de la Asamblea para autorizar la posibilidad de patrocinar el estadio o el Palau, y para suprimir secciones deportivas.

Asimismo, se impulsarán mejoras en las fórmulas para el sorteo de compromisarios: 'Si bien hasta ahora la Junta podía designar a dedo a 25 de ellos, se suprime esta fórmula y se distingue por su representatividad a los miembros del consejo de Peñas'. La reforma establecerá, además, que el acceso a los abonos requiera una antigüedad de cinco años de socio y se regulará la lista de espera, y se incluirá la reserva máxima para compromisos de patrocinadores del 15 % de entradas para finales, además de criterios de ponderación para socios más antiguos o que participen más en desplazamientos.

La información previa de los compromisarios antes de la Asamblea será accesible a todos los socios, que tendrán derecho a acceder a la totalidad de los acuerdos de la Junta y Asamblea, excepto 'aquellos confidenciales que puedan perjudicar a los intereses del club'. Respecto a la actualización del censo, si un socio no responde 'tras un régimen de varios avisos' a la obligación expresa de actualizar sus datos, puede ser causa de pérdida de esta condición.

El club quiere regular también los referendos y mecanismos de participación del socio a través de consultas vinculantes o no vinculantes; se reconocerá en las peñas su organización territorial; y el nombramiento de miembros de Mérito no será exclusividad de la junta, sino que necesitará ser ratificado por la Asamblea.

No se podrán aprobar las cuentas que sobrepasen una deuda máxima

Se suprimirá la figura de los Miembros Protectores por razón de aportaciones económicas; y la autorización de compras por valor mayor al 20% del presupuesto necesitará quórum de dos tercios en la Asamblea, que deberá coincidir siempre con día de partido oficial. La reforma confirma también la duración de seis años de mandato, y que un candidato a presidente tenga una antigüedad como socio de diez años y los directivos de cinco.

Se apuntalará una ratio máxima de deuda, por la que no se podrán aprobar las cuentas que sobrepasen una deuda máxima, y se dispondrá de dos ejercicios para equilibrar la situación, caso en el que de no cumplirse supondrá el cese inmediato de la Junta. Por último, no sólo se considerará una infracción la reventa, sino también 'la tentativa', y se dotará de condición de veracidad al acta que los empleados de seguridad extiendan en días de partidos, 'como si fueran agentes de autoridad'.

Ya fuera de esa reforma, Freixa ha detallado que en la próxima reunión de la Junta se dispondrá de las conclusiones de la fase primera de proyecto inmobiliario del estadio, tras el estudio de mercado que está realizando una consultoría. 'A partir de esa reunión habrá opciones y se abrirán conversaciones con ayuntamiento y búsqueda de financiación, para poder llegar al referéndum que queremos convocar en el primer trimestre 2014, todo si las fases se hacen según lo previsto', ha concluido.