Público
Público

Guti y Raúl, incógnitas en el estreno de Mou

El entrenador regresó el martes por la noche a la capital y ayer a primera hora se vio con sus colaboradores

HUGO JIMÉNEZ

Mourinho demuestra cada día por qué tiene fama de currante. El técnico del Madrid no ha parado en sus vacaciones de ver vídeos de jugadores y ha estado en permanente contacto con los responsables del club, principalmente con Jorge Valdano, director general. Mou es un enfermo del trabajo y ayer volvió a demostrarlo a su llegada a Valdebebas.

El entrenador regresó el martes por la noche a la capital y ayer a primera hora se vio con sus colaboradores. Rui Faria, preparador físico; José Morais, ayudante; Silvino Louro, entrenador de porteros, y Aitor Karanka, segundo entrenador, supervisaron con Mouri-nho las instalaciones y conocieron los planes del portugués. Los tres primeros son los colaboradores habituales del técnico, pero a Karanka, con el que ha hablado por teléfono, lo conoció en persona ayer.

El club ha instado a los dos capitanes a prolongar unos días sus vacaciones

Hoy, a las 9.30 horas, la plantilla está citada para las pruebas médicas rutinarias de comienzo de curso y Mou, salvo sorpresa, contará con tan sólo diez jugadores: Granero, Marcelo, Garay, Benzema, Gago, Diarra, Dudek, Lass, Drenthe y Adán. Los mundialistas y Canales, que disputará el Europeo sub-19 desde el próximo domingo, se incorporarán escalonadamente. La incertidumbre es si Raúl y Guti, a quienes les queda un año de contrato, se presentarán hoy en Valdebebas, pese a que desde el club les han instado a que no lo hagan. El 14 negocia con el Olympiakos griego, si bien recientemente ha comentado a sus allegados que, mientras pertenezca al Madrid, seguirá acudiendo a entrenarse con sus compañeros. Mourinho no cuenta con él y puede que hoy lidie con su primer marrón como entrenador del Madrid. En cuanto a Raúl, parece que el 7 aún no ha decidido su futuro.

Mou empalma una reunión tras otra. Ayer se vio con Diarra, al que también le queda un año, y horas más tarde, con Jorge Valdano. Hoy arranca la pretemporada y muchos jugadores no saben qué pasará con ellos. Al margen de Diarra, que probablemente se irá, Mou tiene que decidir qué hace con Drenthe, Lass, Dudek, Adán y Gago, y también los futbolistas que llegarán. El portugués dio ayer el visto bueno al fichaje de Pedro León y comparte el gusto de la dirección deportiva por los alemanes Khedira y Özil.

El luso está satisfecho de cómo está haciendo el club las cosas. Antes de marcharse, pidió varios cambios en Valdebebas y ayer comprobó las mejoras. Visitó las nuevas salas de vídeos y habló con los ojeadores. El otro objetivo de Mou, recuperar el centro de alto rendimiento (el llamado Real Madrid TEC), está cada día más cercano.