Público
Público

Isco se presenta con el '23': "Jugar en el Real Madrid es lo máximo"

El centrocampista malagueño confía en "ganar muchos títulos".  Hace justo diez años Beckham se presentaba con ese número

JORGE YUSTA

Isco se ha presentado como nuevo jugador del Real Madrid arropado por unos 7.000 aficionados en el palco de honor del estadio Santiago Bernabéu agredeciendo la confianza del presidente Florentino Pérez y confiando en poder ganar muchos títulos con su nuevo equipo. El malagueño lucirá en su nuevo equipo el número 23, un gesto plagado de simbolismo, ya que hoy se cumplen diez años de aquella galáctica presentación de David Beckham con ese mismo número a la espalda. Más tarde también lo portarían Sneijder y Van der Vaart.

Isco, sonriente en todo momento, ha agradecido también "el cariño de la afición dede el primer minuto" y ha continuado su breve discurso asegurando que "para un jugador no hay cosa más grande que estar en el Real Madrid, que es lo máximo". Y ha terminado su alocución con dos retos de cara al futuro. "Espero hacer disfrutar mucho aquí y ganar muchos títulos con el Real Madrid". 

Una vez cara a cara con los medios de comunicación en la sala de prensa, Isco insistió en que pese a tener ofertas de varios clubes de Europa, una de ellas del Manchester de City que entrenará Manuel Pellegrini, "cuando vi que el Madrid iba en serio no me lo pensé dos veces". Y es que ha reconocido que "era imposible decirle que 'no' al Real Madrid" porque "no puedes dejar escapar este tren". Y ha insistido en que, pese a que Morata le habló muy bien del club cuando fueron compañeros de habitación en el Europeo sub '21, yo "ya sabía que quería estar aquí".

Preguntado por la tremenda competencia que tendrá en el campo para hacerse un sitio en el once del equipo con jugadores como Kaká, Özil o Modric en posiciones similares a la suya, el andaluz ha reconocido que "ganarse un sitio en el mejor equipo del mundo es muy complicado" pero ha dejado claro que "si no pensara que no puedo estar en el once titular no hubiera venido", para lo que ha prometido "trabajo y esfuerzo". Y le ha facilitado la tarea a Ancelotti al afirmar que no puede jugar en cualquier posición que le pida el técnico italiano.

Pese a que no ha besado el escudo de la camiseta blanca, Isco ha querido dejar claro que nadie podrá poner en duda su implicación con su nuevo equipo: "Yo es verdad que he sido del Málaga de toda la vida y ahora estoy en el Madrid y soy el más madridista, nadie me va a poder dudar de mí". Y también ha restado importancia a la "anécdota" de que su perro se llame Messi. "También tuve otro perro que se llamaba Figo y no tiene más historia", zanjó al respecto.

Isco no quiere ponerse más presión de la necesaria pese a haber despertado una gran expectación por su llegada. "Sé que el Real Madrid tiene una repercusión muy grande en todo el mundo. Pero vengo sin presión. Solo con la presión de ganar muchas cosas con el Real Madrid y de hacer disfrutar a la gente", ha subrayado.  Por último, desveló que ha escogido el número 23 para portar en la camiseta blanca porque "es el día del cumpleaños de mi hermano" y ha rechazado ser supersticioso por el hecho de que hace justo diez años Beckham se presentara con el mismo número.

Previamente, el presidente Florentino Pérez había tomado la palabra para hacer hincapié en que "estamos ante un futbolista que con sus 21 años ya ha conquistado a muchos aficionados españoles con sus fútbol creativo y de calidad. Es joven y está preparado para este reto. Ha confirmado una magnífica temporada y nos ha emocionado con el campeonato de Europa".

Florentino: "Tiene bastantes cualidades imprescindibles para seducir a un madridismo que quiere más""Ha recibido los mayores elogios por especialistas. Ha recibido premios como el Golden Boy 2012 y ha debutado con la absoluta. Estamos ante uno de esos jugadores distintos que ya ha demostrado su talento en la Liga de Campeones siendo un hombre clave en el Málaga", agregó. Florentino Pérez desveló que Isco "tenía otras ofertas" y resaltó que finalmente Isco se decidió por el Real Madrid, donde, indicó, "se encontrará con futbolistas únicos y excelentes compañeros".

"Tiene bastantes cualidades imprescindibles para seducir a un madridismo que quiere más. Llegas a un equipo donde no aceptamos la palabra imposible. Llega a un club con un nivel de exigencia máxima pero con ayuda. Esa compleja tarea de conseguir a algunos de los mejores del mundo y de España se materializa con su fichaje", comentó.

Asimismo, recordó que hace "unos días", en el mismo escenario, presentó al entrenador italiano Carlo Ancelotti, y recordó a Isco que se encuentra ante un proyecto cargado de "nuevos desafíos". "Buscamos hacer realidad los deseos de nuestros aficionados. Ancelotti fue el primer paso y ahora poco a poco a fortalecer la plantilla. El Madrid tiene que trabajar para ofrecer un fútbol espectacular. Tenemos un grupo de jugadores excelentes y disfrutamos de algunos de los mejores del mundo", manifestó.

"Trabajamos para perfeccionar nuestra apuesta deportiva. Queremos nuevos jugadores que respondan al nivel de exigencia, con hambre de victoria y que sueñen con ganarse el corazón de nuestra gente. Queremos jugadores que sepan de la responsabilidad llevar esta camiseta. Por eso presentamos a Isco", concluyó. Tras la presentación, Isco se ha vestido con la nueva equipación del Real Madrid y ha saltado al césped del estadio madridista para deleitar a los aficionados congregados, que no han parado de corear su nombre.

Isco, nombrado mejor jugador joven de Europa la pasada temporada, llegó anoche a la capital de España y este martes por la mañana ha pasado con éxito el pertinente reconocimiento médico en el Hospital Sanitas La Moraleja. El jefe de los servicios médicos Sanitas-Real Madrid, Carlos Díez, ha asegurado que "el jugador está en perfectas condiciones. Le hemos hecho el reconocimiento médico que establece el protocolo, en el que se le ha realizado un estudio cardiorespiratorio y del aparato locomotor. Sabíamos que se encontraba muy bien porque ya habíamos hablado con el médico del Málaga y no hemos hecho más que corroborarlo". Una vez en el Santiago Bernabéu ha firmado el contrato que le vinculará con la entidad blanca para las próximas cinco temporadas.

El malagueño, nacido en Benalmádena hace 21 años, acaba de proclamarse campeón de Europa sub-21 con la selección española en Israel, donde fue uno de los grandes protagonistas junto al barcelonista Thiago Alcántara. Se formó en la cantera del Valencia, del que dio el salto en 2011 al proyecto del equipo malaguista, con el que su evolución ha sido imparable.

En dos temporadas en el Málaga disputó 69 partidos, en los que consiguió catorce tantos; diez en la Liga de Campeones, con tres goles y el logro de alcanzar los cuartos (fue eliminado en los cuartos de final por el Borussia Dortmund en un final polémico); y otros tres encuentros en la Copa del Rey. A título individual, la LFP también le designó jugador revelación de la Liga BBVA en la campaña 2011-12, e incluso tuvo la oportunidad de debutar con la selección absoluta de Vicente del Bosque (se estrenó en febrero de este año en un amistoso frente a Uruguay).