Público
Público

Que pase el siguiente

El Barça se recrea ante un Depor de mentira y pone la directa hacia una Liga que sólo puede perder

Publicidad
Media: 0
Votos: 0


Tiralíneas: instrumento de metal, a modo de pinzas, cuya separación se gradúa con un tornillo, y sirve para trazar líneas de tinta más o menos gruesas, según dicha separación. A este paso, el Diccionario de la RAE se va a ver obligado a introducir una segunda acepción del término tiralíneas e incluir en ella a Xavi, un futbolista excepcional cuyos pases son trazados con una precisión tal que nadie diría que el catalán tuviera las piernas separadas por un tornillo.

Xavi sentenció el clásico con dos pases de tiralíneas y anoche abrió el marcador ante el Depor con otra asistencia genial que Bojan, contagiado, transformó en gol con el exterior. Con Xavi de tiralíneas y el Barça dibujando su fútbol con escuadra y cartabón, el Depor poco o nada supo hacer. Sobre todo porque cuando parecía oponer resistencia al fútbol posicional de los de Guardiola, ahí estaba Messi para garabatear la pizarra con sus con-ducciones imposibles o Pedro para marcar un golazo desde casi el centro del campo tras una jugada de ataque iniciada por Valdés con un gran saque en largo. El efecto tiralíneas.

Xavi volvió a ejercer de tiralíneas y un pase suyo valió el primer gol, de Bojan 

El Barça tiene la Liga ganada, aunque matemáticamente aún pueden perderla. Su solvente victoria en el Bernabéu demostró que es el mejor, pero para ser campeón aún tiene que demostrar que también es el más regular. No le falta razón a Guardiola cuando dice que la ventaja con el Madrid es ridícula, pues los blancos ya han demostrado que están capacitados para ganar los siete encuentros que le restan. Por eso Guardiola no se fía y su mensaje sigue siendo el mismo. Si se relajan, el Madrid les pillará. Lo ajustado del resultado de anoche le valió a los azulgrana para mantenerse alerta, aunque tampoco el Depor inquietó en exceso.

Por si al Barça le faltaban estímulos, a los gallegos no se les ocurrió otra cosa que vestir completamente de blanco. Como a los toros el rojo, al Barça le atrae lo blanco, de ahí que el Depor acabara siendo embestido. Un cuarto de hora aguantó el equipo de Lotina con su portería a cero. No sorprendió el planteamiento del vizcaíno, salvo que salió con los laterales cambiados -Manuel Pablo en la izquierda y Laure en la derecha-. Mientras, Guardiola insistió con la variante de Messi por detrás del punta, en ausencia de Ibra otra vez confiado a Bojan, y con Pedro y Jeffren abiertos a banda. Un entramado ofensivo cuyas cuerdas a modo de marioneta manejaba Xavi, el tiralíneas, bien secundado por Touré.

y máxima presión hoy para el Madrid 

Pedro dio el primer aviso a Aranzubía con un tiro al palo, aunque el gol de Bojan no tardaría en llegar. El portero del Depor desbarató una ocasión de Jeffren a pase de Messi y una media chilena de Alves al larguero mereció ser el segundo. Pero no, el Barça no lograba trasladar al marcador su aplastante superioridad y el partido se mantuvo abierto hasta que Pedro lo cerró con un golazo.

El Depor se ha diluido como un azucarillo en el agua con dos puntos de los 21 últimos. Guardiola, en su habitual estrategia de elogiar al rival para debilitarle, dijo que el Depor era un hueso. Sí, un hueso, pero de aceituna.

Barcelona: Valdés; Alves, Márquez, Piqué, Maxwell; Xavi (Sergio Busquets, m. 77 ), Touré; Pedro, Messi, Jeffren (Keita, m. 50); y Bojan (Henry, m. 74).

Deportivo: Aranzubía; Laure, Piscu, Lopo, Manuel Pablo; Antonio Tomás, Sergio (Iván Pérez, m. 84); Juan Rodríguez, Pablo Álvarez (Juan Domínguez, m. 53), Guardado; y Riki (Lassad, m. 70).

Goles: 1-0. M. 15. Pase profundo y preciso de Xavi a Bojan, que bate a Aranzubía con el exterior de la pierna derecha. 2-0. M. 68. Pedro aprovecha un mal despeje de Aranzubía para marcar con la izquierda casi desde el centro del campo. 3-0. M. 71. Touré, tras controlar posiblemente con el brazo, fusila a Aranzubía a la salida de un córner.

Árbitro: Paradas. Mostró tarjeta amarilla a Lopo, Pablo Álvarez y Manuel Pablo.

Camp Nou: 78.897 espectadores.