Público
Público

El Sporting golea al Mallorca en su propia casa

La Real Sociedad suma y sigue gracias a Tamudo, el Getafe se hunde en la desidia y el Málaga es el nuevo 'farolillo rojo'

El Levante encontró un balón de oxígeno gracias a su triunfo ante el Getafe. El choque se resolvió con dos tantos al comienzo del segundo periodo y donde el equipo local buscó más la victoria que el equipo madrileño.

Los dos equipos estuvieron muy espesos en la primera mitad, tónica de la que no se libró el equipo madrileño en la segunda y que pudo definir el partido. Tras el 2-0, apenas se jugó y el triunfo para los levantinistas fue más plácido de lo esperado ante un equipo con mejores jugadores pero sin apenas mordiente.

Todo lo que no había pasado en el primer tiempo ocurrió al inicio del segundo. En la primera acción ofensiva de la reanudación, un centro desde la izquierda fue peinado por Caicedo y Valdo marcó a bocajarro el 1-0. Casi de inmediato, la combinación entre una indecisión de Ustari y una genialidad de Caicedo puso el 2-0 en el marcador cuando apenas se habían cumplido diez minutos del segundo tiempo.

Una entrada de Manu del Moral sobre Del Horno propició una pelea entre jugadores de ambos equipo y la expulsión de Del Moral y del suplente local Xisco Nadal, que calentaba junto al lugar donde se produjo la jugada. Con un hombre más, el Levante trató de controlar el partido y buscar opciones al contragolpe para asegurar la victoria, mientras que el Getafe apenas se acercaba a la portería de Munúa y así concluyó el encuentro.

El Sporting de Gijón ha conquistado en Mallorca la tercera victoria consecutiva en la Liga al derrotar por 0-4 al equipo que dirige el danés Michael Laudrup, confirmando una reacción que ya le sitúa cada vez más lejos de la zona de descenso. El Mallorca por su parte, sigue con su mala racha con tres derrotas consecutivas.

Es evidente que Martí Crespí, sustituto hoy del lesionado Iván Martí, no se siente cómodo, quizás porque le falta continuidad, y sus nervios contagiaron al resto de sus compañeros de zaga, como en el minuto 16, cuando David Barral perdonó el 0-2 tras una nuevo fallo clamoroso defensivo.

El Mallorca apretó al Sporting en busca del empate y dejó espacios para los rapidísimos contraataques visitantes que sentenciaron el partido con dos goles entre los minutos 60 y 67. El 0-2 llegó tras un disparo de Canella que Kevin acaba introduciendo en propia puerta, el 0-3, obra del portugués André Castro, que anotó su primer gol como rojiblanco al materializar un excelente pase al hueco de Diego Castro.

Más tarde, cerraría la cuenta Nacho Novo, que logró su primer gol en la liga española, tras culminar un contragolpe espectacular.

La Real Sociedad sufrió para vencer por dos a cero a un Almería que sucumbió ante el despliegue de recursos de Raúl Tamudo, autor del segundo gol y de la asistencia en el primer tanto, en un partido marcado por la lluvia.

El Almería pagó cara su falta de definición y casi en el tiempo de descuento de la primera mitad una magistral asistencia de Raúl Tamudo la remató de cabeza al fondo de la red Ion Ansotegi. La segunda parte estuvo condicionada por una impresionante y prolongada tormenta que hizo imposible el dominio del balón, lo que generó constantes tropiezos y alarma en cada acción que terminaba en los tres palos y convertió en impracticable el fútbol que proponían ambos equipos.

El más listo de la clase volvió a ser Raúl Tamudo, que a unos diez minutos para el final, resolvió un barullo en el área con un remate que sorprendió a Diego Alves.

El Zaragoza le devolvió al Málaga la victoria de la primera vuelta y consiguió un triunfo justo, 1-2 ante un rival que fue un espejismo del que se vio en Valencia y que se queda de 'farolillo rojo'.

El partido fue aburrido y sólo la incertidumbre del marcador dio emoción al choque.  El Zaragoza no se amilanó, a pesar del ambiente y con Braulio como única punta, muy entonado, se acercaba al área del Málaga, que pudo marcar en una jugada de Rondón y que ni Eliseu, ni otro compañero pudieron empujar el balón cuando el guardameta Leo Franco estaba batido. El equipo aragonés tenía más presencia en el centro del campo, lo que le faltaba a los locales con un Maresca, desaparecido.

Aún así, el Málaga intentaba crear juego por las bandas y por la izquierda, en un centro de Rondón, que aprovechó Duda, sin dejar botar el balón para marcar el primer gol en el minuto 16 de su partido número doscientos en Primera, su tanto número veintiocho en el conjunto malagueño. Braulio pudo igualar, tras una falta que remató de cabeza, y que Asenjo desbarató en la misma línea de gol en el minuto 31. El conjunto aragonés llegaba con peligro en acciones de estrategia y fue Bertolo, en otra falta, remató de cabeza completamente sólo e igualó (1-1) en el minuto 40.

No cambió mucho el decorado en la segunda parte. Un Málaga lento, sin recursos, opaco y sin un líder que cogiera el mando, y un Zaragoza que aprovechaba la ansiedad de los locales para ralentizar el partido e intentar en alguna jugada aislada, como las de Bertolo por la izquierda en el minuto 57 y en el 62, desnivelar el marcador.

Cuando parecía que el empate iba a ser el resultado final, el delantero Sinama, que salió por Braulio, se fabricó una jugada y con su pierna izquierda, en lanzamiento raso, dio el triunfo al equipo aragonés en el minuto 84.