Público
Público

La cúpula de Abengoa recibirá un bonus multimillonario si culmina con éxito su plan de reestructuración

Accionistas minoritarios aseguran que el consejo de administración de la empresa puede llegar a embolsarse 58 millones de euros en acciones de la nueva sociedad Abenewco. La compañía señala que el plan de incentivos fue aprobado por la junta de 2019 y que para alcanzar el máximo se exige una revaloración muy significativa "que no se da en este momento".

La entrada de la sede corporativa de Abengoa en Sevilla, el Campus Palmas Altas. REUTERS
La entrada de la sede corporativa de Abengoa en Sevilla, el Campus Palmas Altas. REUTERS

Agencia EFE

El consejo de administración de Abengoa se embolsaría un total de 58 millones de euros en acciones de la nueva Abengoa (Abenewco) si culmina con éxito su plan de reestructuración en virtud del plan de incentivos del máximo órgano de gobierno, según denuncian accionistas aglutinados en la plataforma Abengoshares.

Esta plataforma, que agrupa a más de 1.000 ahorradores y sus familias y que representa, según sus datos, más del 10% del capital social de la compañía, indican que para cobrar ahora dicho bonus el consejo necesita una conversión anticipada de los bonos que no resultaban convertibles antes del 2022. Abengoashares nació como reacción espontánea al Tercer plan de refinanciación de la empresa presentado por el consejo de administración el pasado 6 de agosto.

Según la tesis de estos accionistas, para salvar dicha situación, el consejo habría colocado a Abengoa S.A. en situación de default (suspensión de pagos), facilitando su conversión anticipada y "actuando bajo un claro y censurable conflicto de interés". Estos accionistas también se preguntan si el ICO es conocedor que gran parte de su préstamo irá destinado a un "superbonus de tiburones financieros".

Abengoa ha explicado que toda política de remuneraciones del consejo de administración, que incluye al consejero ejecutivo, ha sido aprobada por la junta general de accionistas, como es preceptivo, y que la celebrada en junio de 2019 aprobó una modificación de esta política para incluir un Plan de Incentivos a Largo Plazo 2019-2024 (New MIP I).

Según ha precisado la compañía en un comunicado, en este Plan no se contempla ningún incentivo a largo plazo para los miembros del consejo salvo para aquellos consejeros que desempeñen funciones ejecutivas, caso del presidente ejecutivo, Gonzalo Urquijo.

Así, Urquijo participa en dicho Plan de Incentivo "que vincula al consejero ejecutivo y al equipo directivo clave de Abengoa (hasta un máximo de 25 directivos) con la creación de valor para la sociedad". El devengo de las percepciones previstas para este nuevo plan se establece en acciones, repartiéndose el importe íntegro del mismo entre acciones de Abengoa (Clase A) y acciones de Abenewco1.

Las condiciones para la percepción de este incentivo van ligadas a la revalorización, de un lado, de Abengoa S.A. y, de otro, de la deuda SOM, tal y como se recoge pormenorizadamente en dicha política de remuneraciones. En ambos casos, para alcanzar el máximo del Plan se exigía como mínimo una revaloración muy significativa (de más de cinco veces del valor de la SOM) "que no se da en este momento", según precisa Abengoa.

El vencimiento del plan tendrá lugar el 31 de diciembre de 2024, salvo que se produzca un evento de liquidez que aceleraría el vencimiento del mismo.

En este sentido, no se dan, como consecuencia de la operación en curso, ninguno de los eventos de liquidez que se contemplan en la política (toma de control por un tercero con más del 50% de Abenewco1, admisión a negociación de las acciones de Abenewco1 o de Abenewco 2 bis), aclara la compañía.

Más noticias de Economía