Público
Público

Andalucía ampliará los derechos políticos de los inmigrantes

Chaves cierra el debate sucesorio en el congreso regional: "Si me queréis para 2012, aquí estoy"

ÁNGEL MUNÁRRIZ

El recorrido político de la pretensión del PSOE de abrir a los inmigrantes mayores espacios de participación en la vida pública no se agotó con el último Congreso Federal, donde quedó declarada la intención de que los extranjeros residentes en España puedan votar en las próximas elecciones municipales. Manuel Chaves, que este sábado será elegido por quinta vez secretario general del PSOE andaluz en su XI Congreso Regional, en Granada, anunció que su Gobierno va a “elaborar una norma para, de acuerdo con lo previsto en el artículo 30 de nuestro Estatuto, extender a los extranjeros residentes en nuestra tierra los derechos políticos susceptibles de poderlo hacer”. Chaves subrayó que la igualdad de derechos debe tener “su correlato en la igualdad de obligaciones” y apostó por una “inmigración ordenada y ligada al contrato de trabajo”.

El secretario general del PSOE-A, durante su discurso de balance de gestión –aprobado por unanimidad–, afirmó también que Andalucía dará “entrada a personas representativas de estos colectivos en los órganos consultivos de la Junta”. “Debemos tratar siempre a las personas que conviven con nosotros como a nosotros, que hemos sido emigrantes, nos hubiera gustado que nos tratasen”, dijo.

El artículo 30 del Estatuto andaluz, aprobado con los votos a favor de PSOE, PP e IU, recoge cinco derechos de todos los andaluces, entre los que se encuentra el de “elegir a los miembros de los órganos representativos de la Comunidad Autónoma” y de “concurrir como candidatos a los mismos”. El segundo punto señala que “la Junta de Andalucía establecerá los mecanismos adecuados para hacer extensivos a los ciudadanos de la Unión Europea y a los extranjeros residentes en Andalucía” todos estos derechos, siempre “en el marco constitucional”.

En un discurso sobrevolado por la crisis económica, el presidente andaluz también reivindicó el carácter “pionero” de sus medidas sociales. Pero no fue en el balance de la gestión donde más pimienta puso Chaves, en una intervención que pretendió dar respuesta a la controversia política generada tras la operación Astapa, en Estepona. El líder del PSOE-A anunció que propondrá al congreso la obligatoriedad de las declaraciones de bienes e ingresos como “condición sine qua non” para presentarse como candidato socialista en las próximas municipales.

Ello supondría que nadie podrá ser concejal ni alcalde del PSOE en Andalucía después de 2011 sin que se puedan consultar por internet sus pertenencias y sus ingresos, algo que ya declaraban internamente al partido todos sus cargos municipales, y que sí es público en los ayuntamientos de Sevilla y Jerez de la Frontera (Cádiz), ambos gobernados por el PSOE.

Con su reelección como secretario general por quinta vez consecutiva, Chaves cierra momentáneamente el debate sobre su sucesión al frente del partido y de la Junta. “Si me queréis  para 2012, aquí estoy”, dijo el líder socialista, de 63 años, que lleva 18 al frente del Gobierno andaluz.

Quien se estrenó como secretaria de Organización de los socialistas fue Leire Pajín. La número tres del partido, de 31 años, debutó con un discurso recorrido por el reconocimiento a veteranos del PSOE andaluz. “Chaves es patrimonio de todos los socialistas españoles”, afirmó Pajín, cuyo nombramiento ha disgustado a históricos dirigentes del PSOE como Rodríguez Ibarra y Leguina por su juventud.

Más noticias de Política y Sociedad