Público
Público

Contrario al aborto, aliado del Estatut

Su mandato depende de lo que tarde el Congreso en sustituirle

I. ADURIZ

Un nacionalista catalán, incorporado al sector progresista, ocupará la vicepresidencia del Tribunal Constitucional. Eugeni Gay, (Barcelona, 1946) acumula una larga trayectoria de más de nueve años en el alto tribunal. Fue nombrado el 30 de octubre de 2001 por el Congreso de los Diputados, después de que PP y PSOE consensuaran su elección en sintonía con CiU. Y tendría que haber sido sustituido por la Cámara Baja el pasado mes de noviembre.

Durante el debate de los magistrados sobre el Estatut de Catalunya, Gay se situó en el lado progresista. Sus propuestas siempre eran partidarias de aceptar la mayoría de los preceptos recogidos en el texto. Sin embargo, en la deliberación de la Ley del Aborto, el magistrado se apunta a las tesis conservadoras más radicales. Propuso incluso la suspensión de la citada norma, pese a que, al tratarse de una ley del Gobierno, eso no hubiera sido posible.

Su trayectoria profesional ha estado ligada al ejercicio de la abogacía. Fue el primer presidente catalán del Consejo General de la Abogacía Española máximo órgano de los abogados españoles desde 1993 hasta julio de 2001, y decano del Colegio de Abogados de Catalunya entre 1989 y 1997.

Más noticias