Público
Público

España ultima el 'escudo antipiratas'

El Gobierno, junto con otros países afectados por la piratería en aguas somalíes, cierra estos días los detalles de una flota disuasoria

ANTONIO GONZÁLEZ

La ministra de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino, Elena Espinosa, anunció ayer en el Congreso que España está ultimando -junto con otros países afectados como Francia, EEUU, Holanda, Dinamarca, Japón o Reino Unido-, el dispositivo contra la piratería en aguas del Océano Índico cercanas a Somalia para evitar que vuelvan a suceder hechos como el secuestro, el pasado 20 de abril, del atunero vasco ‘Playa de Bakio’.

Se tratará de una flota compuesta, en principio, por un buque de mando acompañado por otros tres o cuatro buques más y al menos dos aviones de patrulla marítima, así como elementos de abordaje, aunque todavía podría haber modificaciones. De hecho, la ministra se comprometió a informar al Congreso antes del 25 de junio sobre la composición definitiva del operativo.

Espinosa, que abordó esta cuestión en su primera comparecencia parlamentaria de la legislatura, no quiso sin embargo aventurar cuándo estará listo este ‘escudo’ contra la piratería, si bien reconoció que ya “está muy cerca” el mes de julio, cuando empieza la temporada del atún en el Índico, que se prolonga hasta el mes de octubre. En esta zona faenan habitualmente una veintena de atuneros españoles, tanto en aguas internacionales como en aguas de terceros países como Tanzania o Mozambique.

El dispositivo, que ha podido empezar a organizarse formalmente después de que el Consejo de Seguridad de la ONU emitiera a principios de este mes una resolución permitiendo la entrada de buques de guerra en aguas somalíes para erradicar la piratería, pretende ser un mecanismo de vigilancia y disuasión rotatorio dirigido a los pesqueros, “pero también a cualquier buque que pase por esas zonas y pueda ser objeto de un acto de piratería”.

Como ya avanzó el titular de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, y confirmó hoy Espinosa, España ha solicitado “liderar el inicio de la operación”, cuyo diseño está ultimándose en el marco de “reuniones de perfeccionamiento” entre los países participantes.

En cuanto al ‘Playa de Bakio’, la ministra no pronunció una sola palabra sobre si se pagó o no rescate por el atunero con base en Bermeo (Vizcaya), ni tampoco se lo pidieron los diferentes portavoces parlamentarios. Eso sí, indicó que el rescate del pesquero “se hizo siguiendo tres pilares: acción diplomática, actuación del armador y cooperación internacional, incluidos los servicios de inteligencia”.

Más noticias de Política y Sociedad