Público
Público

La final de Copa complicará la operación salida

Los 40.000 aficionados de Madrid y Barcelona que irán a Valencia a ver el partido se sumarán a quienes salen de vacaciones

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La circulación por carretera durante las vacaciones de Semana Santa tendrá este año dos particularidades que la harán especialmente complicada. Los más de 14 millones de desplazamientos que la Dirección General de Tráfico (DGT) prevé desde las 15,00 horas de este viernes hasta el 25 de abril tendrán dos obstáculos importantes: cuatro autovías con tramos en obras y la celebración de la final de la Copa del Rey en Valencia, que puede colapsar la A-3 el Miércoles Santo.

Ese día comenzará la segunda fase del operativo especial de vigilancia y control de la circulación que la DGT pondrá en marcha estos días. Así, a partir del mediodía del miércoles se prevén problemas circulatorios y retenciones en las salidas de las grandes ciudades, que se irán incrementando a lo largo de la tarde para trasladarse posteriormente a los lugares de destino. Las horas más desfavorables para viajar son entre las 15 y las 23 horas. Tráfico advierte de que el año pasado se llegaron a registrar 90 kilómetros de retenciones en las horas punta de salida del miércoles y 180 el jueves por la mañana.

La coincidencia del Miércoles Santo con la final de la Copa del Rey en Valencia sumará a los desplazamientos propios de la Semana Santa los de los 40.000 aficionados de Madrid y Barcelona que asitirán al encuentro. El director general de Tráfico, Pere Navarro, recomendó a los aficionados que 'salgan muy pronto por la mañana, porque si no pueden llegar tarde al partido'. Además, Navarro recordó que, aunque se han minimizado, hay obras en la A-3, a la altura de Cuenca.

Estos tramos conflictivos son otro de los focos de atención de la DGT. De hecho, el Ministerio de Fomento ha paralizado los trabajos de remodelación en la A-1, A-2, A-3 y A-4. También se instalarán carriles reversibles y adicionales con conos en los momentos de mayor afluencia circulatoria en determinadas carreteras. La DGT propone sacar partido al tiempo muerto en los atascos con la campaña 'Aprovecha las vacaciones para practicar una conducción eficiente'. Es decir, usar las marchas largas y apagar el motor en paradas de más de un minuto, 'como las que se pueden producir en Semana Santa', añadió Navarro.

Este viernes, primer día de la operación salida, hubo atascos en las grandes ciudades, pero la circulación se fue normalizando al final de la tarde. Al cierre de esta edición se habían registrado tres muertos en Lleida. En esta primera fase de las vacaciones, los principales problemas circulatorios se producirán, según la DGT, desde el centro de la Península a Levante y Andalucía.

La segunda fase, que acabará a las 24.00 horas del lunes 25 de abril con la operación retorno, se desarrollará principalmente durante el domingo y el lunes de Pascua, ya que en Balears, Catalunya, País Valencià, Navarra, País Vasco y La Rioja es festivo.

Más noticias en Política y Sociedad