Público
Público

El frío y la nieve empiezan a dar una tregua

España sigue sufriendo las consecuencias del último temporal. La lluvia tomará el relevo y subirán algo las temperaturas

AGENCIAS

La ola de frío y de nieve ha empezado hoy a remitir, aunque la circulación ferroviaria, aérea y por carreteras continúa condicionada por los restos del temporal, que ha azotado a la mayor parte del país este fin de semana.

La Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) mantiene sólo la alerta amarilla (riesgo) en Cataluña, ante la previsión de que las temperaturas lleguen a los seis grados centígrados bajo cero y en el litoral de Galicia y de Cádiz a causa de fuertes vientos costeros.

El temporal está dando sus últimos coletazos para dar paso a lluvia generalizada y un aumento "significativo" de las temperaturas, según ha asegurado el jefe de área de predicciones de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), Fermín Elizaga.

El representante de la AEMET ha asegurado que es "normal" que se produzcan períodos de dos o tres días de frío intenso como los que se han registrado, pero "lo que no puede considerarse tan normal es que nieve en cotas muy bajas del sur peninsular", como ocurrió ayer en Córdoba y en algunos pueblos de Sevilla.

Numerosas carreteras cortadas y dificultades en la circulación

La circulación presenta dificultades (nivel rojo) en varias carreteras nacionales y solo un puerto de esta red, el de San Glorio en Cantabria, es necesario el uso de cadenas. Las vías afectadas son: N-234, N-223 y N-420 (Teruel); N-340 A (Ciudad Real) y N-420 (Tarragona).

El tráfico es irregular (nivel amarillo) en la N-432 (Badajoz), N-211 y N-401 (Teruel) y está condicionado (nivel verde) en carreteras nacionales de las provincias de Albacete, Burgos, Córdoba, Cuenca, Granada, Huelva, Jaén, Lérida y Toledo.

La lluvia, la nieve y el hielo mantienen cortadas varias carreteras de la red secundaria en las provincias de Albacete, Almería, Ávila, Barcelona, Burgos, Cáceres, Cádiz, Castellón, Ciudad Real, Gerona, Granada, Mallorca, Sevilla, Tarragona, Teruel, Toledo y Zaragoza.

En cuanto al tráfico aéreo la nieve, el hielo y la niebla afectaban esta mañana la operatividad de Barajas lo que ha provocado la cancelación de 166 vuelos hasta las 16.00 horas y retrasos generalizados que en salidas alcanzan una media de dos horas y de seis en llegadas, según fuentes aeroportuarias.

La normalidad es la tónica general en los servicios de cercanías de la red ferroviaria, mientras que las limitaciones de velocidad impuestas a causa de la nieve en algunos tramos del AVE están provocando retrasos de unos 30 minutos en las líneas que conectan Madrid con Sevilla, Barcelona y Málaga.

Fomento ha aprendido la lección del año pasado y ha actuado con rapidez y coordinación

Según ha informado hoy Fomento en un comunicado, el ministerio ha desplegado en las últimas horas 1.300 efectivos y 664 máquinas quitanieves, que han recorrido alrededor de 150.000 kilómetros, han distribuido 26.000 toneladas de fundentes y cerca de 5 millones de litros de salmuera en las carreteras estatales.

El Ministerio ha puesto, además, a disposición de otras adminisraciones los medios necesarios para despejar de nieve y hielo vías de su respectiva competencia.

En la red ferroviaria convencional, la nieve ha provocado demoras de hasta media hora en los servicios que conectan el centro de la península con Levante, y Madrid con Jaén.

Como nota anecdótica, destaca el hecho de que la vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Economía, Elena Salgado, se haya visto obligada a retrasar, por el temporal de frío, un viaje que tenía previsto emprender esta mañana a París, donde iba a explicar las prioridades económicas de la presidencia española en la UE a su colega francesa, Christine Lagarde.