Público
Público

El Gobierno vasco vaticina un pleno "histórico"

El Gobierno recurrirá la consulta tras publicarse en el boletín

GUILLERMO MALAINA

El Gobierno vasco afronta el decisivo pleno que este viernes avalará o tumbará la consulta del 25 de octubre convencido de que se trata de una “fecha histórica”, ya que por primera vez “en nuestra historia” el Parlamento discutirá una iniciativa inspirada en “dar la palabra al pueblo”.

La portavoz del Ejecutivo vasco, Miren Azkarate, leyó ayer una declaración institucional, tras el consejo de gobierno habitual de los martes, para remarcar el mensaje que ha tratado de enviar el lehendakari Ibarretxe a la sociedad vasca durante las últimas semanas, en medio de los reproches y las críticas del PSE, del PP y de PCTV-EHAK. El grupo abertzale es el único que no ha aclarado cuál será su voto ante el proyecto de ley de consulta.

Azkarate quiso llamar la atención sobre el “nerviosismo”, los “insultos” y las “descalificaciones” que marcan día a día el debate político y mediático, cuando, a su juicio, la ciudadanía percibe la propuesta del lehendakari para poder pronunciarse en una consulta con “absoluta normalidad”.

La portavoz del Gobierno vasco ahondó así en la idea de que resulta “difícil de comprender” que, en el Pleno del viernes, haya parlamentarios que le digan a la sociedad vasca que “no tiene derecho a decirle a ETA que abandone de una vez la violencia y que no tiene derecho a exigir a los partidos que alcancen un acuerdo de normalización”.

El resultado del pleno es una incógnita, pero los servicios jurídicos del Estado ya están trabajando en la elaboración del recurso que presentarían al Tribunal Constitucional. Eso sí, en el caso de que el Parlamento aprobara el proyecto de ley de consulta, el Gobierno no podrá presentar dicho recurso hasta que la ley se publique en el Boletín Oficial del País Vasco, informa Europa Press.

El Ejecutivo no olvida que el Constitucional ya rechazó en 2004 un recurso presentado por el Gobierno de José María Aznar contra la tramitación del llamado plan Ibarretxe en el Parlamento de Vitoria, ya que aquél no se planteó contra una ley aprobada en firme, sino contra su anteproyecto.En cualquier caso, los servicios jurídicos del Estado basarían su recurso sobre el argumento de que, según la Constitución, la competencia de autorizar referéndums, sean o no vinculantes, es exclusiva del Estado.

El consejero de Justicia, Joseba Azkarraga (EA), también se pronunció ayer ante la posibilidad de que la consulta acabe recurrida en el Constitucional. En ese hipotético escenario, abogó por que el Gobierno vasco y el Parlamento defiendan la iniciativa ante todas las instancias europeas.

El líder de los socialistas vascos, Patxi López, por su parte,  se mostró convencido de que el proyecto de ley de la consulta saldrá finalmente adelante en el Parlamento, con los votos suficientes de PCTV-EHAK, porque es “la mejor manera de provocar el conflicto y el enfrentamiento en este país”.

“La propuesta del lehendakari”, agregó Patxi López, “tiene un solo destinatario, que, desgraciadamente, es EHAK (...) Está hecha para buscar el apoyo de quien sigue sin soltar amarras con la violencia, y no para buscar el acuerdo de los partidos democráticos”.

Más noticias de Política y Sociedad