Público
Público

Un muerto y tres heridos en un incendio en Alicante

El fuego se originó en La Torre de les Maçanes. Se desconoce la identidad de la víctima. En La Gomera, que sigue ardiendo, ya hay casi 4.000 hectáreas arrasadas. Preocupa, en especial, la situación en el Parque

EFE

Una persona ha muerto y otras tres han resultado heridas en Alicante durante las labores de extinción de un incendio en el término municipal de La Torre de les Maçanes. 

El conseller de Gobernación, Serafín Castellano, no quiso desvelar la identidad de la víctima hasta comunicárselo a la familia. Sí confirmó que los heridos han sido trasladados a hospitales en Alcoy y Alicante. Las llamas obligaron a desalojar por precaución un campamento en el que pasaban las vacaciones 130 niños.

El fuego se detectó en torno a las 13.00 horas de este domingo y según informó el conseller hay 18 medios aéreos, 9 brigadas, 5 autobombas, 5 vehículos bomberos y una sección de la Unidad Militar de Emergencias (UME) trabajando en su extinción.

En La Gomera la evolución del incendio que se desató el sábado de la semana pasada sigue siendo crítica. Las condiciones meteorológicas "extremas", con altas temperaturas, vientos racheados y un bajo porcentaje de humedad están haciendo cada vez más difícil sofocar las llamas.

El consejero de Hacienda, Economía y Seguridad del Gobierno de Canarias, Javier González Ortiz, y el jefe de servicio de Protección Civil, Humberto Gutiérrez, explicaron que el fuego ha afectado desde el viernes a un total de 648 hectáreas, y desde el día 4 de agosto, que fue cuando se inició, a 3.747.

La preocupación es máxima por el futuro del Parque Nacional Garajonay. Allí han ardido ya 750 hectáreas y el presidente del cabildo de la isla, Casimiro Curbelo, el fuego ha podido acabar con la laurisilva autóctona.

Está descartado que el incendio en La Gomera -considerada Reserva de la Biosfera- se pueda controlar en las próximas horas y en las tareas de extinción están participandotres hidroaviones, a la espera de un cuarto que podría llegar esta misma noche, y seis helicópteros.

En los municipios de El Tanque y Los Silos, en Tenerife, la dificultad para combatir el fuego se incrementó por la compleja orografía de la zona, en el noroeste de la isla, montañosa, de barranco y no muy lejos del Parque Nacional del Teide. Según el presidente del Cabildo de Tenerife, Ricardo Melchior, el siniestro, que ha afectado a 369 hectáreas, está estabilizado salvo en un frente "muy complicado" de 150 metros entre Bolico y Santiago del Teide. 

Entre los numerosos incendios forestales que han castigado la Península esta semana, destacan el del Parque Nacional de Cabañeros, en Ciudad Real, y el de Uceda, en Guadalajara, que ya han quedado estabilizados tras quemarse en total 1.700 hectáreas, 1.300 de superficie forestal y 600 de "alto valor ecológico" del área medioambiental protegida, según reconoció la Consejería de Agricultura de Castilla-La Mancha.

La Xunta calcula en 1.200 hectáreas la superficie quemada en O Barco y RubiáEl Ayuntamiento de Navas de Estena (Ciudad Real) reveló que las llamas han quemado una gran parte de la zona de monte de propiedad municipal, además de áreas privadas. 

En Rubiá y O Barco de Valdeorras (Ourense) se considera ya sin riesgo de reactivación el incendio declarado el viernes, cuya propagación también se achacó al calor extremo y la falta de lluvia. Todas las personas que tuvieron que ser atendidas por los servicios médicos fueron dadas de alta el sábado y los vecinos desalojados han regresado a sus casas. Las estimaciones provisionales apuntan a que la superficie afectada es de 1.200 hectáreas, aunque el Gobierno gallego ya precisó que actualizará la información "cuando se tengan nuevos datos y se dará con exactitud cuando esté georreferenciada".
También se consideran controlados y bajo perímetro los incendio que afectan desde la tarde de ayer el paraje La Dehesilla de Almonte (Huelva), junto al Parque Nacional de Doñana, que ha arrasado 426 hectáreas de monte bajo y pasto, y Montellano, en Sevilla, donde se quemó una zona de pinares.

Se sofocó asimismo el incendio desatado el viernes en el monte Bustillo de Valderredible, en Cantabria, y los del parque de Las Arribes del Duero y la sierra de Béjar, en Salamanca.

Más noticias de Política y Sociedad