Público
Público

Los nacionalistas exigen respeto a sus lenguas

BNG, PNV y CiU defienden que sus idiomas propios "son el ADN" de la cultura gallega, vasca y catalan 

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Fuera cae continuamente la metralla lingüística de la derecha. Y dentro, lógicamente, tenía que reforzarse la muralla. Eso mismo oficializó ayer en Santiago Galeuscat, la plataforma política que reúne a BNG, PNV y CiU. Los tres partidos conmemoraron el 75º aniversario del Pacto de Compostela que alumbró Galeuzca con la presentación de un manifiesto.

Los nacionalistas quisieron reivindicar la construcción de un Estado plurinacional que respete las lenguas cooficiales. Como dijo el convergente Artur Mas, Galeuscat tiene que defender los idiomas propios que “son el ADN” de la cultura gallega, vasca y catalana. La reclamación, añadió Anxo Quintana, es “más pertinente que nunca” por cuanto algunos medios denuncian una pretendida “persecución del castellano” y en realidad buscan “perpetuar una situación injusta y convencer de que los injustos” son los nacionalistas.

El vicepresidente de la Xunta pidió conocer a “un solo niño que no sepa hablar castellano”, algo imposible ya que no existen, y destacó que en cambio sí hay chavales “que no saben hablar catalán, gallego o euskera”, pese a que éste es un “derecho irrenunciable”. PNV, CiU y BNG buscan que los idiomas cooficiales “tengan el mismo estatus que el castellano”. Y Mas recordó que los nacionalistas “no van contra
el castellano”.

Iñigo Urkullu, por su parte, denunció el entendimiento de Gobierno y PP. Para el presidente del PNV, de hecho, el PSOE está “más cerca que nunca en 30 años” de lo que defienden los conservadores. El líder del PNV subrayó que la creación de un Estado plurinacional “no es anacrónica”.

Mas resaltó a su vez los “tics centralistas muy acusados” de la España autonómica. Y mandó un recordatorio al Gobierno: “No tiene mayoría”.

 


Éstos son algunos extractos del manifiesto aprobado ayer por Galeuscat en Santiago de Compostela:

1. “La existencia de pueblos y lenguas diferentes en el Estado debe llevar el reconocimiento de derechos jurídicos que amparen esa realidad”.

2. Hoy “es evidente el desequilibrio entre el amparo” del castellano y las demás lenguas.

3. La meta de cualquier reforma de la legalidad vigente es “garantizar la igualdad de derechos y deberes” del castellano y los idiomas cooficiales.

4. “En el actual contexto legal, defendemos la legitimidad y la legalidad de las políticas de normalización lingüística”.

5. “Rechazamos la manipulación e intoxicación que se quiere hacer desde instancias políticas y mediáticas”.

6. “Sólo habrá verdadera democracia si se asume una política de igualdad, no de jerarquización y discriminación” entre lenguas.

7. “Las instituciones de autogobierno” deben apoyar “la política de oficialidad”. 

 

 

Más noticias en Política y Sociedad