Público
Público

PNV, EA y EB se echarán a la calle por el 'caso Atutxa'

Temen 'un deterioro democrático sin precedentes' tras el fallo del Supremo

GUILLERMO MALAINA

El caso Atutxa ha abierto una nueva brecha entre la judicatura y el Gobierno vasco. Los tres partidos que sustentan el Ejecutivo de Ibarretxe (PNV, EA y EB) decidieron ayer convocar una manifestación para este sábado, en Bilbao, contra la sentencia del Tribunal Supremo en dicha causa. 'Creemos imprescindible que la voz de los vascos y las vascas se alce para denunciar una actitudes y unas decisiones que nos pueden conducir a un deterioro democrático sin precedentes', explicaron en una nota.

Estas tres formaciones apenas han necesitado dos días para adoptar esta iniciativa, tras conocerse la resolución judicial del Supremo, que condena al ex presidente del Parlamento vasco Juan María Atutxa, a Gorka Knörr (EA) y a Kontxi Bilbao (EB) por negarse en la anterior legislatura a disolver el grupo de Batasuna, Sozialista Abertzaleak.

El Ejecutivo vasco, presente
La marcha no sólo reunirá a destacados dirigentes de PNV, EA y EB, ya que ayer mismo el Gobierno vasco confirmó que también acudirá este sábado a la protesta al compartir la preocupación mostrada por los partidos convocantes. De hecho, el martes, el propio lehendakari había comparecido de forma inusual, tras el Consejo de Gobierno, respaldado por todos los miembros de su gabinete, para hacer una dura denuncia a raíz de dicha resolución del Supremo. 'El Estado español está rompiendo el pacto de convivencia alcanzado en la Transición', afirmó.

Se desconoce si el lehendakari se situará tras la pancarta -con el lema En defensa de nuestras instituciones-, pero tampoco resultaría sorprendente. En primer lugar, la sentencia que se cierne sobre Atutxa, Knörr y Bilbao salpica en cierto modo por la jurisprudencia a la causa seguida, en el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco, contra él mismo y los dirigentes socialistas Patxi López y Rodolfo Ares por reunirse con Batasuna en el proceso de paz. Y en segundo lugar, la movilización social es una opción que nunca se ha descartado en el tripartito para denunciar precisamente esta causa.

En cualquier caso, lo que está fuera de duda es el malestar que ha generado el fallo del Supremo en PNV, EA y EB. En su comunicado conjunto, atribuyen la resolución del caso Atutxa a 'una estrategia que utiliza a determinados jueces como partisanos, como ariete de choque contra la voluntad de la ciudadanía. Por eso, más que nunca, reivindicamos la acción política sin cortapisas, ni procedimientos viciados'.

Más noticias