Público
Público

El PP se guarda todas las llaves de la comisión del espionaje

Con su mayoría otorga la presidencia a un miembro del PP, no aclara cuándo arrancarán las comparecencias, ni confirma quiere que vaya

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La flexibilidad puede convertirse también en una poderosa rigidez. El PP de Madrid construyó ese escenario ayer, el día en que se constituyó la comisión de investigación encargada de analizar la presunta red de espionaje de la Comunidad. Buscó complacer parcialmente a su oposición en la Cámara regional y al tiempo guardarse todas las llaves.

Primera herramienta: con su mayoría, otorgó la presidencia de la comisión a Benjamín Martín Vasco. PSOE e IU intentaron que recayese en Inés Sabanés, la líder de la federación en la Asamblea. Rechazo rotundo del PP, que también se quedó con la secretaría del órgano (Gádor Ongil). La vicepresidencia recayó en la socialista Encarnación Moya.

Segunda herramienta: los plazos. He ahí la clave. A propuesta de Martín Vasco, los grupos tienen hasta el miércoles 11 para registrar sus peticiones de informes y datos. Cinco días después de recibir “toda” la documentación, concluirá el plazo para ingresar las solicitudes de comparecencia. Ayer, la oposición hizo llegar las suyas: 33 los socialistas; 23, IU. Pero el portavoz del PP, David Pérez, no adelantó ni quién quiere que acuda, ni cuándo formalizará sus peticiones. La prensa le apretó lo que pudo. Pérez, nervioso, avanzó que la intención de su grupo es “llegar hasta el fondo”, así que aceptará cualquier compareciencia que “no aporte confusión”. Y por ello, enfatizó, la duración de la comisión “no será problema”.

Tercera llave: hasta cuándo. El PP se compromete a prorrogar más allá del 28 de febrero si es preciso. Si no, habría menos de seis sesiones –la última semana de febrero es, en principio, inhábil–.

La oposición se aferró a lo único logrado ayer: que el PP les dejase repreguntar en la comisión y no les cerrase de inmediato la ventanilla de comparecencias. “El Gobierno tiene el dictamen en la cabeza”, dijo Maru Menéndez (PSOE), y “si no flexibiliza los tiempos, será una tapadera”. Para Sabanés, es algo similar, un “escándalo político”.

 

Tres sesiones semanales
La comisión se reunirá los lunes y miércoles (mañana y tarde) y los viernes, sólo por la mañana.

Mínimo, hasta el viernes, nada
La Mesa de la Cámara ha de calificar los escritos de los grupos, y los trasladará a la Mesa de la comisión. El PP, con su mayoría, controla los tiempos. En todo caso, la primera comparecencia no será antes del viernes.

Con la duda de Rajoy
PSOE e IU piden que acudan Dolores de Cospedal, Esperanza Aguirre, Ignacio González, Alberto Ruiz-Gallardón, Manuel Cobo, Alfredo Prada, Álvaro Lapuerta, Sergio Gamón, Marcos Peña, Ildefonso de Miguel... IU añade a su lista a Mariano Rajoy. 

 

Más noticias en Política y Sociedad