Público
Público

El PSOE empieza a recortar su distancia con el PP de Rajoy

El PP pierde cuatro puntos respecto al 20-N y los socialistas recuperan 0,9 en estimación de voto en la encuesta del CIS de abril. Sube IU y baja UPyD. Rubalcaba gana a Rajoy en valoración ciudadana. Wert es el ministro peor valorado

IÑIGO ADURIZ

Los socialistas empiezan a salir del agujero seis meses después de su debacle en las urnas. Por primera vez desde las elecciones del 20-N, el PSOE parece capitalizar aunque muy discretamente el desgaste del Gobierno de Mariano Rajoy que ha aprobado la reforma laboral que abarata el despido, y que ha recortado en servicios públicos.

El barómetro del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) (PDF) del mes de abril otorga una ligera mejora en la estimación de voto del PSOE, que de celebrarse elecciones generales obtendría un 29,6% de los votos frente al 28,73% que logró en los comicios de noviembre. Sube, por tanto, en 1,6 puntos porcentuales su perspectiva de voto en las urnas respecto al 28% que hubiera obtenido en enero, según el barómetro de ese mes. Los socialistas, además, han acortado distancias con el PP, si bien el partido en el Gobierno le saca todavía once puntos, y seguiría logrando la mayoría absoluta.

Los conservadores comienzan a notar el descontento ciudadano con sus políticas, aunque todavía obtendrían una clara mayoría con el 40,6% de los votos de los españoles. Pierden así cuatro puntos porcentuales respecto al resultado del 20-N y 1,9 puntos de apoyo si se tiene en cuenta el anterior barómetro del mes de enero.

El CIS pone también de manifiesto que las políticas del Ejecutivo ni gustan ni convencen a la mayoría de los ciudadanos. La encuesta realizada tras la aprobación y puesta en marcha de la reforma laboral, después de que se pusieran en marcha los Presupuestos más austeros en democracia, y de que se recortaran las prestaciones en educación y sanidad, refleja queel 48,3% de los ciudadanos considera que la gestión del Gobierno durante estos meses ha sido mala o muy mala. Sólo el 17,3% de los españoles ve la primera etapa de la era Rajoy como buena o muy buena, mientras el 28,85 restante la juzga regular.

Incluso peor es la valoración que hacen los ciudadanos del trabajo realizado en estos últimos meses por el principal partido de la oposición. Un 52,2% entiende que el PSOE lo está haciendo mal o muy mal y sólo un 7,8% considera que su labor de oposición ha sido buena o muy buena. El restante 33,2% cree que la actuación de los socialistas ha sido regular.

El líder del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, gana en valoración ciudadana al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, aunque la calificación que el CIS da a ambos ha bajado con respecto al anterior barómetro de enero. Como en la anterior encuesta, ninguno de los líderes políticos consigue el aprobado, y la más valorada sigue siendo la líder de UPyD, Rosa Díez, aunque también pierde apoyos. Rajoy obtiene una nota de 3,84, frente al 4,55 de enero, lo que le hace bajar del segundo al sexto puesto en la valoración, mientras que Rubalcaba, que ocupaba el cuarto lugar con un 4,25, obtiene un 4,11 y se sitúa por detrás de Díez.

Tampoco aprueba ningún miembro del Gobierno. Con un 4,31, el ministro de Justicia, Alberto Ruiz Gallardón, sigue siendo el mejor valorado aunque su valoración desciende en más de un punto entero respecto al barómetro de enero, cuando logró un 5,41. Al exalcalde de Madrid le han pasado factura sus declaraciones respecto al aborto y respecto a la mujer. El ministro peor valorado es el titular de Educación, José Ignacio Wert, con 3,19.

El resto de los partidos recupera posiciones en la mayor parte de los casos. IU, la tercera fuerza estatal, alcanza una estimación de voto del 8,6%, siete décimas más que en enero y muy por encima de su resultado electoral (6,92%). En cambio, UPyD logra un 5,1%, mientras que hace tres meses sus expectativas eran del 5,7%, por encima de su resultado electoral del 4,69%.

CiU recupera algo de terreno en este barómetro, que le asigna un 3,8% del voto, frente al 3,4% que le daba en enero, aunque por debajo del 4,17% que logró en las elecciones de noviembre. Entre los partidos vascos, Amaiur recupera el 1,3% que logró en las elecciones y sube respecto al 1,1% de enero, mientras que el PNV hace un recorrido contrario, al bajar del 1,33% de noviembre al 1,2% actual.

Continúa la línea de ascenso de ERC, que después de haber logrado un 1,05% de los votos en las elecciones y 1,4% en enero, ahora tiene una expectativa de voto del 1,7%. Además, el barómetro de abril indica que el BNG lograría un 0,3% de los sufragios, CC obtendría un 0,3%, Compromís un 0,8%, Foro Ciudadano un 0,4%, y Geroa Bai un 0,3%.

Más noticias de Política y Sociedad