Público
Público

Rajoy: "No estamos al borde de ningún precipicio"

El presidente del Gobierno apuesta por la creación de una autoridad fiscal centralizada que gestione la deuda común

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado este sábado en las jornadas del Círculo de Economía de Sitges que, aunque es 'natural' que la gravedad de la crisis dé lugar a 'temores', España no está 'al borde del precipicio'. Utilizando el símil de un 'barco castigado por la tormenta en alta mar', el líder del Ejecutivo ha dicho que España no va a 'naufragar' y que saldrá de la 'borrasca' con el apoyo de los socios comunitarios.

Tras una semana crítica para la economía, marcada por un gran ambiente de alarma y con la prima de riesgo disparada a niveles similares a los alcanzados en 1993, Rajoy ha optado por dar un giro a su discurso y apostar por el optimismo. No obstante, también ha pedido el 'tiempo suficiente' para que la aplicación de las reformas estructurales den sus frutos y para que Europa aporte la liquidez necesaria que permita reducir las actuales primas de riesgo y la credibilidad de la moneda.

En línea con la defensa del euro y de la integración en el seno de la UE expresada ayer por el titular de Hacienda, Cristóbal Montoro, Rajoy ha insistido en que se ha de asegurar que el euro siga siendo la moneda única europea. 'Se va a hacer todo lo necesario para que esto sea así. Esto es, en este justo instante, cuestión capital. Y esto es a lo que me estoy dedicando yo y no es fácil', ha manifestado.

Asimismo, ha reiterado el compromiso de España con las medidas de contención del déficit y las reformas estructurales que son necesarias aplicar para superar la crisis y volver a la senda del crecimiento, pero ha advertido de que también es importante hacer reformas estructurales en Europa.

En este sentido, Rajoy ha abogado por avanzar hacia la integración de los mercados nacionales, de forma que 'se reduzcan las asimetrías'. Por ello, ha dicho que el Gobierno está apostando por una agenda europea de reformas estructurales y de integración de mercados, 'todavía excesivamente segmentdos'.

Rajoy ha abogado también por la creación de una autoridad fiscal europea y, por tanto, por una 'mayor cesión de soberanía' en el ámbito fiscal, todo ello con el objetivo de 'disipar las dudas e incertidubres en la zona euro', armonizar las políticas fiscales de los Estados miembros y permitir un control centralizado de las finanzas.

Aunque, en el pasado, dirigentes del PP, entre ellos su presidente, Mariano Rajoy, aseguraban que subir el IVA no estaría en sus planes si llegaban al Gobierno por ser una medida 'injusta' que cargaba los esfuerzos sobre las espaldas de parados y pensionistas, el líder del Ejecutivo ha condicionado este sábado la subida de impuestos indirectos a la situación de la economía. Rajoy, por tanto, no ha cerrado las puertas a una posible subida del IVA o bajada de la cotizaciones sociales, tal y como se le está pidiendo desde Bruselas.

La decisión, ha aseverado, se tomará 'a la vista de como vaya evolucionando la situación económica'. 'Si podemos no lo subiremos, espero que no lo subamos', ha manifestado no obstantes, antes de recordad que una subida del IVA no daría una buena señal al consumo.

La crisis de Bankia también ha planeado sobe la comparecencia de Rajoy, tras la que ha respondido a las preguntas de los empresarios catalanes. Preguntado por la depuración de responsabilidades por lo ocurrido en Bankia y por Rodrigo Rato, último presidente de la entidad y exministro del PP, ha abogado por 'mirar al futuro'. No ha querido, por tanto, pronunciarse sobre el informe enviado por Rato a los consejeros de la entidad, en el que criticaba que la recapitalización de Bankia se haga con una 'inyección brutal' de dinero público

'Lo que se ha hecho en Bankia y otras entidades financieras es similar a lo hecho en otros países de nuestro entorno', ha proseguido Rajoy, que ha añadido después que el objetivo pasa ahora por 'sostenerla' y, a continuación, 'sanearla' y 'venderla' . Con la intervención de Bankia, ha afirmado el presidente, se ha evitado 'poner en peligro todo el sistema financiero, lo que -ha abundado- supone poner en peligro al país'.