Público
Público

Rubalcaba aconseja "pactos estables de legislatura"

Asegura que es mejor para Zapatero tener claro "quiénes son los aliados" y encabeza a los que prefieren pactar con CiU

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El ministro del Interior en funciones, Alfredo Pérez Rubalcaba, aconsejó a José Luis Rodríguez Zapatero que busque 'pactos estables' de legislatura, para 'tener claro quiénes son los aliados'.

Estas declaraciones de Rubalcaba a Radio Nacional tienen interés por proceder de una de las personas con mayor capacidad de influencia sobre el líder socialista y porque rompen el silencio sobre pactos impuesto por Zapatero hasta el día 24. Ese día, el líder socialista habrá terminado sus meditaciones en Doñana y, tras una reunión de la Ejecutiva socialista, José Blanco iniciará las negociaciones con los grupos sobre las mesas de las dos cámaras, la votación de la investidura de Zapatero y las alianzas de la legislatura .

También porque hasta ahora la idea no oficial que parecía imperar era de la buscar un esquema similar al de la anterior legislatura, en el que el Gobierno pactaba cada iniciativa con cada grupo en cada momento.

Este esquema de geometría variable parecía estar presente en la intervención del sábado de Zapatero ante el Comité Federal del PSOE cuando habló de una mayoría suficiente para gobernar con autonomía.

En la primera mitad de la anterior legislatura, Rubalcaba, como portavoz en el Congreso, fue el encargado de negociar con el resto de grupos las iniciativas del Gobierno. En varios momentos propuso establecer acuerdos estables, pero no puedo cerrarlos.

Presión para pactar con CiU

El ministro del Interior no precisó con qué partidos habría que pactar en su opinión, pero nunca ha ocultado su inclinación hacia CiU como socio preferente. Tras las últimas autonómicas catalanas intentó un acuerdo con los nacionalistas en el Congreso y en la Generalitat, pero José Montilla se anticipó con la reedición del tripartito.

Rubalcaba pertenece al grupo de dirigentes socialistas que consideran que CiU aportaría esa estabilidad para la legislatura. La contraindicación obvia es la repercusión en Catalunya, donde CiU es oposición al PSC y a ERC.

Respecto al resto de partidos con representación parlamentaria, dirigentes del PSOE vasco creen que el PNV estaría dispuesto a un acuerdo sobre la Mesa del Congreso y para facilitar la investidura de Zapatero. Ven muchas más dificultades para un acuerdo estable con los nacionalistas vascos en vísperas de las elecciones autonómicas previstas para otoño y con el segundo plan Ibarretxe encima de la mesa.

Sólo CiU y PNV garantizan por sí solos la estabilidad del Gobierno, mientras que el resto de combinaciones requiere de la presencia de hasta tres partidos. El acuerdo con IU y ERC depende de la resolución de sus respectivas crisis internas y es casi seguro que Zapatero podrá contar con los dos escaños del BNG. Coalición Canaria es socio del PP en las islas y es difícil que pueda pactar con el PSOE en el Congreso.