Público
Público

Detienen a 24 personas en Turquía por incitar a la protesta en Twitter

Han sido acusados de instigar los disturbios y "hacer propaganda en Internet". Erdogan arremetió hace días contra la red social por considerarla una "amenaza"

AGENCIAS

La Policía turca ha detenido a 24 personas durante en la ciudad de Esmirna, en el suroeste del país, por "incitar a los disturbios y hacer propaganda" en las redes sociales, y continúa buscando a catorce personas más, según ha informado este miércoles la agencia de noticias turca Dogan.

El líder del Partido Republicano del Pueblo (CHP) en la provincia de Esmirna, Alí Engin, ha acudido junto con los familiares de los detenidos la Dirección de Seguridad de Tráfico y Crimen Organizado de la ciudad para hablar con las autoridades sobre la detención de estas personas, que fueron arrestadas por tuitear en favor de las manifestaciones del parque Gezi.

Engin ha afirmado que los detenidos están apoyando un movimiento por un "país libre y justo". "Si eso es un crimen, entonces todos lo hemos cometido", ha añadido. Algunos de los familiares han asegurado que los detenidos nunca han tenido una cuenta de Facebook o de Twitter.

El secretario provincial del CHP, Sevda Erkan Kiliç, que también es abogado", ha señalado que ha estudiado los casos y que no ha encontrado nada que pueda "provocar a los ciudadanos". "Estas declaraciones son cosas que todos compartimos. Acabamos de saber que nuestros amigos han sido sometidos a controles de identidad con anterioridad en una comisaría, y creemos que sus nombres fueron fichados entonces".

Hace pocos días, el primer ministro turco, Recep Tayyip Erdogan había arremetido contra el uso de Twitter como "amenaza social", aunque la mayoría de los altos cargos de su propio Gobierno también usa esta red social para hacer públicos sus mensajes políticos.

El Ejecutivo trató ayer de aplacar la ira popular al ofrecer una disculpa por los excesos policiales cometidos al inicio de las protestas, que ya van por su quinto día y que han dejado dos muertos y más de dos mil heridos. "Pido disculpas a aquellos (manifestantes) con sensibilidad medioambiental por la violencia policial usada al comienzo. Pero no tenemos disculpas para los violentos de las calles", declaró el viceprimer ministro, Bülent Arinç, en una rueda de prensa en Ankara.

El mandatario se refirió al desalojo violento en la madrugada del viernes de quienes protestaban contra una remodelación urbanística que prevé plantar un centro comercial uno de los escasos parques de Estambul, la chispa que desencadenó las mayores protestas en Turquía en una década. Sus palabras contrastan con las del primer ministro, Recep Tayyip Erdogan, que calificó a los manifestantes de "extremistas" e incluso insinuó que servicios secretos extranjeros podían estar detrás de las protestas.

Sin embargo, el discurso de Arinç no parece que vaya a apaciguar a los miles de manifestantes que siguen en el parque Gezi, en un ambiente festivo con proclamas y cánticos, y que demandan la dimisión de Erdogan. "Gobierno dimisión" y "Codo con codo contra el fascismo", son dos de los lemas que más se repiten allí, donde los jóvenes han levantado incluso un ambulatorio atendido por estudiantes de medicina.

En tanto, el grupo de ciberactivistas Anonymous ha actuado contra la web de Erdogan, tal y como informó la página E Hacking News. Según esta web, miembros de Anonymous y del Ejército Electrónico Sirio -un grupo que apoya al Gobierno de Damasco- han conseguido comprometer datos del servidor del portal del primer ministro.

En un comunicado, Anonymous ha calificado las protestas como "uno de los más nobles levantamientos sociales en la historia reciente". Los turcos "están ahora bien despiertos" y "el cambio ha cambiado de bando: los turcos no están asustados, los opresores también lo están", ha añadido el grupo. De acuerdo con E Hacking News, Anonymous asegura haber comprometido direcciones de correo electrónico, claves de acceso y números de teléfono, si bien no ha revelado ninguno de estos datos, mientras que el Ejército Electrónico Sirio sí ha filtrado más de 60 direcciones y password de correos electrónicos.

Según el diario turco Hurriyet, Anonymous puso en marcha el pasado domingo la operación #OpTurkey, llevando a cabo una serie de acciones contra páginas en respuesta por la represión con la que el Gobierno turco ha respondido a las protetas. El grupo consiguió interrumpir el acceso a la Gaceta Oficial y a otras web a última hora del domingo. Asimismo, también fue hackeada este lunes la web de la cadena de televisión privada NTV por su cobertura inadecuada de los acontecimientos.

Más noticias de Internacional