Público
Público

Gadafi sigue bombardeando a los rebeldes pese a la resolución

El dictador ataca los alrededores de la ciudad de Misrata, único enclave al oeste del país en manos de los opositores

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Las tropas del dictador libio, Muamar al Gadafi, bombardean por tierra desde primeras horas de este viernes posiciones de los rebeldes en las carreteras que conducen a la ciudad de Misrata desde el oeste y suroeste de la urbe, según afirmó el portavoz rebelde Sadun al Misraty a la cadena qatarí Al Jazeera.

El portavoz aseguró que los bombardeos 'se prolongan desde hace más de tres horas y hay muchas víctimas', sin precisar el número exacto. 'Hay al menos 25 tanques y numerosos blindados y transportes de tropas en los alrededores de Misrata', dijo Al Misraty, miembro del comité informativo del Consejo Nacional Transitorio (CNT), según la cadena.

Asimismo, pronosticó que las tropas de Gadafi intentarán 'invadir' Misrata y las ciudades bajo control rebelde 'lo más rápidamente posible para instalarse en los centros de las urbes y tomar como escudos humanos a sus habitantes y evitar así bombardeos aéreos' de tropas extranjeras tras la aprobación por el Consejo de Seguridad de la ONU de la exclusión aérea.

Misrata es la tercera ciudad de Libia y la única que permanecía todavía bajo control insurgente en el oeste del país. Desde hace días se libran intensos combates en esa ciudad y los portavoces y los medios del régimen afirmaron en varias ocasiones que la habían recuperado.

Los rebeldes desmintieron esas informaciones y aseguraron que, aunque algunos efectivos de Gadafi habían conseguido entrar en la ciudad y se apostaron como francotiradores en ciertas zonas, la urbe permanecía en su poder.

El portavoz insurgente Tarek Ali Ejhaui aseguró que las fuerzas del régimen habían cortado el suministro eléctrico y de agua a la ciudad y que los francotiradores disparaban indiscriminadamente desde algunos edificios.

La Corte Penal Internacional ha advertido a Gadafi que si ataca Bengasi, como ha amenazado hacer, concurrirá en un 'crimen de guerra', informa Reuters.