Público
Público

El Instituto Bruno Leoni que premia a Díaz Ayuso, un ‘think tank’ del neoliberalismo en Italia cuya financiación es un misterio

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha recibido este lunes un premio de una influyente organización que promueve la reducción del peso del Estado en la economía de Italia y de Europa. 

La presidenta de la Comunidad, Isabel Díaz Ayuso, recibe el premio Llama de la Libertad, concedido por el Instituto Bruno Leoni, por su gestión de la pandemia,  en el Museo Diocesano de Milán. EFE/Comunidad de Madrid
La presidenta de la Comunidad, Isabel Díaz Ayuso, recibe el premio Llama de la Libertad, concedido por el Instituto Bruno Leoni, por su gestión de la pandemia, en el Museo Diocesano de Milán. Comunidad de Madrid / EFE

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, fue premiada este lunes en Milán (Italia) por su "defensa de la libertad de los ciudadanos durante la pandemia", recogen las principales agencias de noticias tanto españolas, como italianas. El premio, cuyo título es Llama de la Libertad, ha sido entregado por el Instituto Bruno Leoni, un conocido grupo de análisis político italiano de corte liberal, que ya en el pasado ha concedido este reconocimiento a figuras como el líder opositor venezolano Leopoldo López, el escritor premio Nobel peruano Mario Vargas Llosa o el Nobel de Economía Vernon Smith.

La entrega del galardón a Díaz Ayuso en la capital de la Lombardía se enmarca dentro de la galaxia de los economistas liberales, es decir, de aquellos que defienden una mayor independencia de la economía frente a la intervención del Estado. Un aspecto controvertido del premio, de hecho, tiene que ver precisamente con el Instituto Bruno Leoni, un ente privado constituido como think tank de ideología liberal. Se trata de una institución privada a menudo citada en los medios italianos por sus estudios económicos; pero cuya financiación es un "misterio", tal como aseguró hace unas semanas el conocido periódico transalpino Il Fatto Quotidiano: "Se sabe muy poco o nada acerca de quién sostiene, económicamente, esta organización".

Atendiendo a los datos del balance económico del año 2020 publicados por el propio Instituto Bruno Leoni, éste ha recibido el pasado año un total de 575.000 euros. El 84% de ese conjunto de financiación es, aseguran, "fruto de donaciones, cuotas asociativas y patrocinios", en un contexto en el que los grandes financiadores, aquellos que aportan más de 10.000 euros, son "22": se especifica la financiación media, unos 16.700 euros, pero no sus nombres.

La influencia política y económica de este think tank transalpino no es sólo teórica, a través de la producción de artículos y el desarrollo de investigaciones de temática económica. La influencia del Instituto Bruno Leoni es también práctica, dado que el presidente del Gobierno italiano, Mario Draghi, ha nombrado a Carlo Stagnaro, uno de los fundadores de dicha fundación liberal, como uno de los responsables para valorar cómo serán invertidos los más de 200.000 millones de euros del Plan de Recuperación Europeo. Otro miembro del instituto, Serena Sileoni, es actualmente una de las consejeras económicas del primer ministro transalpino.

El objetivo prioritario del Instituto Bruno Leoni, fundado en el año 2003, es claro: defender el liberalismo económico a través de la iniciativa privada y la reducción del gasto público y social. Se trata de un objetivo evidente y que defienden en el propio subtítulo de la institución: "Ideas para un libre mercado". Tal es su preocupación por el peso del Estado en la economía, en este caso la italiana, que en su página web oficial se encuentra un marcador, de forma permanente, que contabiliza, segundo a segundo, el incremento de la deuda pública italiana.

A la hora de definir su propia ideología, el Instituto Bruno Leoni confirma su identidad en cuanto ente "liberal" que pertenece, además, a la conocida Red Atlas que reúne a las organizaciones liberales en todo el mundo, que tienen como principal objetivo el desarrollo del libre mercado reduciendo el papel del Estado en la economía. Uno de los autores de referencia del Instituto Bruno Leoni es el conocido Milton Friedman, uno de los economistas más influyentes del siglo XX y representante del monetarismo, que marcó las políticas liberales y las privatizaciones de los años 80 en los Estados Unidos de Ronald Reagan y en el Reino Unido de Margaret Thatcher.

Uno de los ideólogos más influyentes del Instituto Bruno Leoni acerca de las ideas del libre mercado en Italia es el economista Alberto Mingardi, frecuente autor de textos de economía del Corriere della Sera. En un artículo publicado tras la victoria de Isabel Díaz Ayuso en las últimas elecciones a la Comunidad de Madrid, Mingardi afirma que Ayuso ha intentado demostrar que un modelo más aperturista en relación a la economía y el coronavirus, "es posible", aunque se trata de una estrategia contraria a la mayoría de los casos tanto dentro de España, como en el resto de Europa.

En una entrevista concedida al célebre diario italiano Corriere della Sera, la presidenta de la Comunidad de Madrid afirma que se define "liberal", como la británica "Margaret Thatcher" (primera ministra del Reino Unido entre 1979 y 1990), pero prefiere desmarcarse de la misma asegurando que "su liberalismo y el mío son diferentes". Y añade: "El mío, es un espíritu liberal generoso, al estilo de Don Quijote".

Tras las últimas elecciones madrileñas, Isabel Díaz Ayuso es percibida en el país con forma de bota como una hipotética rival interna del actual presidente del Partido Popular (PP), Pablo Casado; con el riesgo de una bicefalia a medio plazo para el partido conservador. Ayuso, en aras de despejar todas las dudas a escala internacional acerca de sus intenciones futuras, aclara: "Si el PP llegara al Gobierno, el presidente sería Pablo Casado. Si fuera una mujer, la primera presidente sería, muy probablemente, socialista. Pero que se trate de un hombre o una mujer, no importa".

Más noticias de Internacional