Público
Público

En Italia proponen una ley que obligue a los hijos a salir de casa a 18 años

El ministro italiano de Administración Pública propuso hoy esta ley con el objetivo de que los hijos "maduren" y se valgan por sí mismos

EFE

El ministro italiano de Administración Pública, Renato Brunetta, propuso hoy una ley para obligar a los hijos a abandonar el hogar familiar a los 18 años, con el objetivo de que maduren y se valgan por sí mismos, sin estar bajo el techo familiar durante décadas.

Brunetta, que ha desatado numerosas polémicas por su lucha para hacer eficaz a la administración pública, hizo la propuesta en una entrevista a la emisora de radio RTL, en la que comentó el reciente caso de un padre que ha sido condenado por el Tribunal de Bérgamo (norte) a mantener a la hija de 32 años que vive en su casa y que todavía no ha sido capaz de acabar la universidad.

"Son vergonzosos los casos de hijos que viven con sus padres hasta los 30, 40 ó 50 años"

El ministro conservador dijo que los casos de "bamboccioni" -como se conoce en Italia a los hijos que siguen en el hogar familiar a los 30, 40 e incluso 50 años sin perspectivas de vivir por su cuenta- son "vergonzosos" y que él mismo recuerda cómo a los 30 años aún era incapaz de hacerse la cama y se la tenía que hacer su madre.

"Hasta que no me fui a vivir solo no sabía ni hacerme la cama. Me avergüenzo de ello", dijo Brunetta, que echó la culpa a los padres de mantener esas situaciones. Según el ministro, los "bamboccioni" son las víctimas de un sistema y organización social "del que los padres tendrían que hacer el mea culpa".

Para acabar con esa situación, "insostenible", Brunetta propone crear una ley que obligue a los hijos a abandonar el hogar familiar a los 18 años. Su propuesta ya ha sido criticada por su colega el ministro para la Simplificación Legislativa, Roberto Calderoli, que ha dicho que Bruneta "se ha salido del tiesto".

Por su parte, el dirigente de la oposición Massimo Donadi, presidente de los diputados del partido Italia de los Valores (IDV), ha manifestado que "lo que hace falta es trabajo para los jóvenes y no normas".

Según Donadi, los jóvenes no son vagos y para ir a vivir solos necesitan un trabajo. El diputado ha agregado que la propuesta del ministro confirma que el Gobierno "sólo vende humo y no hechos concretos".

Más noticias de Internacional