Público
Público

Otra jornada de intensos bombardeos sobre Gaza

Los muertos palestinos en siete días de operación Pilar de Defensa ascienden a 127. Varios menores fallecieron esta noche por los misiles hebreos. Netanyahu desoye una propuesta de Francia

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Ejército israelí ha seguido bombardeando la Franja de Gaza este martes cuando se cumplen siete días desde que comenzara la operación Pilar de Defensa. Los muertos palestinos ya superan el centenar. Según fuentes sanitarias palestinas han fallecido 127 personas y más de 900 han resultado heridas.

Desde la medianoche pasada, seis palestinos murieron en cuatro bombardeos aéreos contra viviendas registrados en el norte y centro de la franja de Gaza, más de la mitad de los cuales eran civiles, según el portavoz del Ministerio de Sanidad en Gaza, Ashraf Al Qedra. En un parte más reciente, Al Qedra informó de otros diez muertos en una sola hora en distintos bombardeos, seis de ellos en un ataque contra dos vehículos que circulaban por el barrio Sabra de Gaza capital.

Este ataque se produjo después de que una delegación de la Liga Árabe, encabezada por su secretario general, Nabil al Arabi, e integrada por varios ministros de Exteriores de países árabes, llegase a la franja de Gaza como parte de los esfuerzos de mediación de la comunidad internacional. El Ejército israelí confirmó el ataque contra los dos vehículos y afirmó que trasladaban armamento de una zona a otra de la franja.

Durante la noche se produjeron más de 100 bombardeos sobre la Franja. Cuatro miembros de una misma familia murieron esta noche en la localidad de Beit Lahiya después de que un misil hebreo cayera sobre su vivienda.

En uno de los bombardeos llevados a cabo esta noche en la zona de Rafah, en la frontera con Egipto, dos hermanos adolescentes, Ahmad Tawfiq y Muhamed Al Nasara, de 17 y 15 años, resultaron muertos y 14 personas heridas, dos de ellas de gravedad.  Los fallecimientos de la familia Hiyazi siguen a las muertes, ayer, de 11 miembros de otra familia, la Al Dalu, y de dos de sus vecinos, cuando su casa fue derrumbada en un bombardeo en Gaza capital.

Asimismo, la aviación israelí bombardeó con dos misiles el Banco Islámico Nacional de Gaza, que pertenece al movimiento islamista Hamás y que utiliza para pagar los salarios de los 35.000 funcionarios de la franja.

El Ejército israelí asegura que focaliza sus ataques en 'sitios subterráneos de lanzamiento de cohete, túneles terroristas y almacenes de armas' o en 'edificios usados por terroristas como centros de comando y control'. Sin embargo, la ONU ha recibido informaciones sobre ataques 'directos' contra una treintena de viviendas y dos edificios donde se encontraban medios de comunicación locales en Gaza.

La ONU insta a investigar el tipo de armamento utilizado por Israel

'Tenemos informaciones de ataques directos contra 31 residencias y dos edificios que albergaban medios de prensa, así como de daños, aunque no directos, causados a más de 30 escuelas y, al menos, a 10 locales religiosos', explicó el portavoz del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Rupert Colville. Al comentar esas agresiones, así como las perpetradas en zonas densamente pobladas de la Franja de Gaza, y si éstas implican graves violaciones del derecho internacional, que Israel está obligado a respetar, el portavoz señaló que 'depende de las circunstancias' y del tipo de armamento utilizado, todo lo cual debe investigarse, solicitó Colville.

Sobre el alcance y consecuencias de la operación militar, en la que Israel lanza ataques desde mar y aire, Colville dijo que las fuerzas de éste país están obligadas a respetar, como mínimo, los principios de distinción (entre objetivos militares y civiles), de precaución (garantizar todos los esfuerzos posibles para evitar víctimas civiles) y de proporcionalidad (los daños humanos y material que pueden anticiparse corresponden al objetivo militar buscado).

El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, ha rechazado una propuesta de Francia y Qatar para un alto el fuego en Gaza, según informa este martes el diario Haaretz. El rotativo precisa que el jefe del Gobierno israelí 'echó un vistazo rápido' al documento y lo rechazó de pleno bajo el argumento de que no garantizaba que otras facciones armadas palestinas en Gaza que no fueran Hamás cesaran el disparo de cohetes contra Israel.

Netanyahu manifestó al ministro de Exteriores francés, Laurent Fabius, con quien se entrevistó el domingo, que su país no estaba interesado en la implicación gala o qatarí a fin de no torpedear los esfuerzos de mediación de Egipto. Un diplomático occidental y un responsable israelí citados por el medio dijeron que Fabius sorprendió al primer ministro israelí cuando le entregó 'de forma torpe' un documento de una página que contenía la iniciativa de alto el fuego franco-qatarí.

El documento incluía dos cláusulas, la primera de las cuales estipulaba que Israel y Hamás debían cesar los ataques en un momento acordado por ambas partes, y la segunda, que el movimiento islamista haría todo lo posible para impedir el disparo de otras organizaciones desde la franja de Gaza, dijeron las fuentes.