Público
Público

El Supremo acusa a Uribe de espiar a jueces y políticos

El servicio secreto presidencial DAS grabó sesiones judiciales

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

'Escalofriante', 'absolutamente alarmante', 'una empresa criminal dirigida desde la Casa de Nariño' Son algunas de las expresiones empleadas ayer por diversos magistrados e incluso el presidente de la Corte Suprema de Justicia, el máximo Tribunal de la Justicia Ordinaria de Colombia, ante las evidencias presentadas por la fiscalía sobre seguimientos y escuchas ilegales llevadas a cabo por elDepartamento Administrativo de Seguridad (DAS, el servicio secreto), que depende directamente del presidenteÁlvaro Uribe.

Tras la detención durante la pasada semana de cinco altos funcionarios, entre ellos los jefes de Inteligencia y Contrainteligencia, se ha puesto en evidencia que en los últimos años, y especialmente cuando se acercaban las elecciones o cuando los tribunales estaban decidiendo sobre la constitucionalidad de un tercer mandato de Uribe, las sesiones plenarias de los magistrados eran grabadas por un espía que luego entregaba una transcripción cribada con los temas que afectaban directamente al propio presidente Uribe. También lo hacían con el material procedente de sus reuniones privadas o familiares.

Los seguimientos del DAS han incluido a varios altos magistrados, a más de 200 políticos, periodistas y defensores deDerechos Humanos.

'No cabe duda de que el responsable político de este crimen y violación de los derechos fundamentales es el presidente Álvaro Uribe', afirmó el candidato presidencial por el Polo Democrático, Gustavo Petro, una de las víctimas de las escuchas ilegales, que ha anunciado que demandará a Uribe y a 'la cúpula del despacho de la Presidencia'. En las últimas horas se supo que todos los candidatos presidenciales han sido objeto de seguimientos ilegales.

Los seguimientos del DAS han incluido a varios altos magistrados

También fue espiado el magistrado César Valencia Copete, especializado en la investigación sobre el paramilitarismo y que denunció que había recibido presiones telefónicas del propio presidente sobre el sumario que afecta a su primo, el ex parlamentario y terrateniente Mario Uribe, hoy en la cárcel.

Según el informe del fiscal delegado, Misael Rodríguez, el DAS, a través de su encargado de operaciones en el exterior, Germán Villalba, también actuó en Europa, tratando de manipular conversaciones y correos de defensores de Derechos Humanos y de ONG, para simular su presunta relación con la guerrilla.

El presidente de la Corte Suprema, Jaime Arrubla, dijo al diario El Tiempo que lo que ha descubierto la fiscalía colombiana es mucho más grave que el escándalo de espionaje a la oposición Watergate, que causó en 1974 la renuncia del entonces presidente de EEUU, Richard Nixon.

Algunos de los jefes de los Servicios Secretos hoy detenidos han relatado reuniones con los más altos cargos de la Presidencia. En una de ellas, la entonces directora del DAS, María del Pilar Hurtado, urgió la entrega de la 'transliteración' de un CD con el contenido de una sesión de la Corte Suprema, para entregársela directamente a Uribe.