Público
Público

Ciudadanos no consentirá un 'tamayazo' en Madrid y también mostrará su voto

Los siete ediles de la agrupación que lidera Begoña Villacís se votarán, en principio, a sí mismos.

Publicidad
Media: 3.88
Votos: 8

Los siete concejales de Ciudadanos Madrid (capital), encabezados por Begoña Villacís (en el centro, de blanco y negro). FOTO: C's MADRID

MADRID.- Los rumores de tamayazo que sobrevuelan sobre la investidura de Manuela Carmena como alcaldesa de Madrid son sólo eso, rumores. Pero, por si acaso, los grupos municipales ya han empezado a buscar fórmulas para evitarlo. 

Una de ellas consiste en trampear la normativa establecida para los Ayuntamientos y que establece que el voto ha de ser secreto en la sesión de investidura. Según una información adelantada por Eldiario.es, los concejales de Ahora Madrid y PSM estarían dispuestos a mostrar su voto para disuadir a posibles rebeldes que quieran evitar que la jueza sea la nueva alcaldesa. El equipo naranja de Ciudadanos, también, según ha confirmado este diario. 

La candidata de la plataforma ciudadana Ahora Madrid necesita que los nueve ediles del PSOE voten a favor de su investidura para sumar, con los suyos, los 29 escaños necesarios para alcanzar la mayoría absoluta. En caso de que no sea así, la normativa de los Ayuntamientos establece que de no haber acuerdo de la coalición, en una segunda votación ganaría la lista más votada: la del PP. 

Aunque Carmena ya expresado que no teme esa posibilidad, el excandidato del PSM, Tomás Gómez, ha alimentado el fantasma de tamayazo. Curiosamente, de producirse éste, Aguirre volvería a ser la beneficiada, igual que ocurrió en 2003, cuando los socialistas Eduardo Tamayo y María Teresa Sáez se ausentaron de la votación y evitaron que Rafael Simancas fuese el presidente de la Comunidad. Fue la presidenta del PP de Madrid quien entonces se hizo con el Gobierno autonómico, del mismo modo que ahora podría alzarse con el del Ayuntamiento. 

Esta posibilidad no es más que un rumor surgido a raíz de una información publicada en el diario ABC que explicaba que bastaría con que uno de los miembros de la lista encabezada por Antonio Miguel Carmona decidiera no apoyar a Carmena para que gobernara Aguirre. Pero el resto de grupos podría seguir adelante con su plan disuasorio. Así, el próximo día 13 es probable que todos los nuevos ediles del Consistorio muestren el contenido de su papeleta antes de meterla en la urna.

Sin cambio de normativa

No obstante, éste sería sólo un gesto simbólico. Una solución rápida a la imposibilidad de poder reformar la normativa que obliga al voto secreto. Según ha sabido Público, Ahora Madrid intentó que hubiese una pregunta preeliminar antes del pleno de investidura para impulsar que, si todos los grupos estaban de acuerdo, la votación fuese pública. Pero jurídicamente no es posible, por lo que el único recurso que les queda es el de mostrar su voto a la prensa. 

Los siete concejales de C's Madrid Ciudad, por su parte, están dispuestos a apoyar a Carmena en un futuro impulso al cambio de dicha normativa. "Siempre que confirmemos que el Ayuntamiento tiene competencias para cambiarla y haya seguridad jurídica", especifican fuentes de la formación. Del mismo modo, apoyarán la idea de mostrar su papeleta si Ahora Madrid y PSM lo hacen finalmente. ¿El contenido de la misma? Se votarán a sí mismos, en principio, aunque también cabría la posibilidad de que, si el voto es público y alguien del PSM le falla a Carmena, alguno de los naranjas pueda salir al rescate y votar a su favor. 

Más noticias en Política y Sociedad