Público
Público

Córdoba Decenas de artistas también exigen que el PP no cambie la Avenida del Flamenco por el nombre de un ministro de Franco

Rocío Márquez, Fosforito, Carmen Linares, Arcángel, Mayte Martín y un largo listado de destacadas figuras se suman a la campaña digital activada por el guitarrista Manolo Sanlúcar y recuerdan que el flamenco es Patrimonio Inmaterial de la Humanidad.

Operarios quitando la placa de la Avenida del Flamenco (Córdoba) / Captura de Youtube
Operarios quitando la placa de la Avenida del Flamenco (Córdoba) / Captura de Youtube

Carmen Linares, Fosforito, El Pele, Rocío Márquez, Arcángel, Mayte Martín, Javier Latorre, Olga Pericet , El Cabrero y decenas de artistas se han sumado a la iniciativa de Manolo Sanlúcar y han firmado una petición para que el Ayuntamiento de Córdoba (PP y Cs) restituya la Avenida del Flamenco, cuyo nombre hoy mismo ya ha sido sustituido por el de un ex ministro de Franco. La campaña digital a través de change.org fue lanzada hace tres días por el guitarrista flamenco junto con el profesor de Derecho Civil Antonio Manuel Rodríguez y a primeras horas de esta tarde ya superaba los 8.000 apoyos.

"Figuras del mundo del flamenco (artistas del cante, del toque, del baile, críticos, productores, peñas…) se sienten indignadas por el desprecio con el que el gobierno municipal de Córdoba ha tratado el nombre y la dignidad de esta expresión universal, tanto en el fondo como en la forma", reza el texto de la petición, que esta misma mañana ha sido renovada después de que el alcalde, José María Bellido, haya retirado la placa "desoyendo las voces del mundo flamenco".

La céntrica calle de José Cruz Conde, militar directamente implicado en el golpe de Primo de Rivera en 1923

En cumplimiento de la Ley de Memoria Histórica y Democrática de Andalucía de 2017, la anterior corporación de PSOE e IU modificó el callejero franquista que aún pervivía en Córdoba, entre ellas la Avenida Conde de Vallellano, rotulada en 1952 en reconocimiento a Fernando Suárez de Tangil, destacado colaborador del general Mola en el golpe militar de 1936, así como presidente de la Cruz Roja nombrado por Franco y ministro de Obras Públicas de su Gobierno en los años cincuenta.

La ley, que se aprobó sin ningún voto en contra, acabó siendo boicoteada en la práctica por los dos partidos que hoy rigen el Gobierno andaluz. Es el caso de Córdoba. Poco después de su promulgación, y tras su aplicación en el callejero de la ciudad de la Mezquita, PP y Cs lideraron una recogida de firmas para que cinco calles franquistas mantuvieran su nombre.

Entre ellas, figuraba la del ex ministro de Franco, hasta ayer Avenida del Flamenco, pero también la céntrica calle de José Cruz Conde, militar directamente implicado en el golpe de Primo de Rivera en 1923 y también en la rebelión de 1936, tal como certifica un dictamen municipal, respaldado por los historiadores Antonio Barragán y Francisco Acosta.

El actual Gobierno municipal, en desacuerdo con las conclusiones de aquel informe, ha devuelto al callejero el nombre de estos dos protagonistas de la conspiración militar que puso fin al régimen parlamentario de la II República española. En su argumentación, el Ayuntamiento sostiene que tanto Vallellano como Cruz Conde son ya nombres que forman parte de la "tradición popular", a la vez que se ampara en dos fallos judiciales que obligaron recientemente a devolver las placas del rejoneador Antonio Cañero y el cronista José María Rey Díaz.

La petición, respaldada por destacadas figuras del mundo flamenco, reprocha al Ayuntamiento que haya eliminado "sin escrúpulos el nombre legal y elegido por el pueblo" de una cultura que está especialmente protegida como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad por la Unesco y también por la Junta de Andalucía. "En ningún momento", agrega el texto, "se ha consultado con el mundo flamenco para conocer su opinión por este atropello. La dignidad del flamenco merece una avenida, no por compasión, ni como limosna, sino por derecho".

La campaña digital, firmada también por Marina Heredia, Juan Pinilla, Manuel Gerena, Julián Estrada y muchos más, continúa exigiendo la restitución de la Avenida del Flamenco "en el mismo lugar donde se ubicaba". "No se trata de una cuestión ideológica ni política", concluye "sino de respeto a una de nuestras señas de identidad más universales".

Más noticias de Política y Sociedad