Público
Público

Datos de Eurostat España es el segundo país de la UE que más empleo femenino ha creado en 2019

Según datos de Eurostat, en el periodo transcurrido entre el tercer trimestre de 2018 y el de 2019, nuestro país fue el que generó más empleos en toda la UE. La temporalidad sigue siendo la asignatura pendiente.

Mujer trabajando con su ordenador. / Pixabay
Mujer trabajando con su ordenador. / Pixabay

España es el país de la UE que más empleo generó en 2019. En el periodo transcurrido entre el tercer trimestre de 2018 y el de 2019, en nuestro país se crearon 323.100 puestos de trabajo, por delante de Alemania (254.100) y Reino Unido (243.400), y muy lejos de los generados en Portugal (39.500) o Francia, donde se destruyeron 145.900 empleos.

En el periodo en cuestión, uno de cada cuatro puestos de trabajo creados en la UE (un 25,5%) se originaron en nuestro país, y este porcentaje aumenta hasta el 34,8% si se tiene en cuenta únicamente la Zona Euro. Con todo, la temporalidad -por no hablar de la precariedad- sigue siendo la gran asignatura pendiente: ronda el 26,8%, casi duplicando la media en la UE (13,8%).

En 2019 España fue el país que más empleo generó dentro de la UE: 323.100 puestos de trabajo

Todo, en base a los datos de la Oficina Europea de Estadística, Eurostat, consultados por Público. Este mismo viernes, Eurostat ha comunicado que el ritmo de creación de empleo en la UE fue del 0,9%, el 1% si se acota a la Zona Euro, entre el cuarto trimestre de 2018 y el cuarto trimestre de 2019. A falta de nuevos datos sobre el cuarto trimestre, que se conocerán en las próximas semanas, las cifras del tercero, actualizadas a 31 de enero, permiten extraer algunas conclusiones. 

Vistos los datos disponibles hasta el tercer trimestre de 2019, el ritmo de creación de empleo en España fue del 1,7%, triplicando la media europea (0,6%). Países como Portugal (0,9%), Alemania (0,6%) o Italia (0,4%) quedan lejos también -por no hablar de Francia, con un ritmo del -0,5%-. En esta clasificación, a España sólo le superan Malta, Luxemburgo, Chipre e Irlanda (en una horquilla que va del 3,9% al 2%).

España fue también el segundo país de la UE que generó más empleo femenino: se crearon 173.000 puestos de trabajo, únicamente por detrás de Alemania (189.500), y por delante de Italia (70.700) y Portugal (8.600 contratos). El ritmo de creación de empleo femenino fue del 2%, duplicando la media de la Zona Euro (1%), y sólo por detrás de Grecia (3,3%) y Malta (2,1%). Portugal se quedó en el 0,4%, Francia en el 0%.

Por otro lado, los datos de Eurostat también sitúan a España como el tercer país donde más crece la ocupación entre menores de 25 años; en el periodo analizado se crearon 59.100 puestos de trabajo en este segmento poblacional, únicamente tras Italia (72.200) y Alemania (66.600), y a una larga distancia del cuarto en la lista, Países Bajos (33.700 empleos). Portugal apenas creó 4.400 puestos de trabajo, Francia destruyó 15.800, y Reino Unido -fuera de la UE desde el 31 de enero- acabó con 108.500 empleos.

Según estos números, el ritmo de creación de empleo para menores de 25 años está en el 5,5%, más de tres veces por encima de la media en la Zona Euro (1,5%), y sólo por detrás de Malta (7,1%), Italia (6,8%) y Bélgica (6,6%).

Alta temporalidad, pero con un aumento del empleo indefinido

Hay otros datos más preocupantes. Si la Organización Internacional del Trabajo (OIT) alertó en octubre de que el 13% de los trabajadores españoles vive por debajo del umbral de la pobreza -la media europea está en el 9,5%-, el alto número de contratos temporales sigue siendo un rasgo de la contratación en España.

Al cierre del tercer trimestre del 2019 estaba en el 26,8%, muy por encima de la media en la UE (13,8%). Más cerca de este dato se sitúan Alemania, Francia e Italia, que se mantienen con leves subidas y bajadas.

Además, en España la temporalidad se ha reducido únicamente en un 0,7%, siempre según Eurostat, lejos del 2,6% registrado en la Zona Euro; del 7,4% de Portugal; el 4,3% de Alemania o el 3,2% de Francia.

En 2019, España registró un ritmo de creación de empleo indefinido que duplicó el de la Zona Euro

La parte positiva, no obstante, está en un fuerte crecimiento del empleo indefinido: con 371.200 trabajos, España fue el segundo país donde más aumentó el número de personas asalariadas con contrato indefinido, sólo tras Alemania (660.200 trabajos), y lejos de Italia (186.500), Portugal (77.100) o Francia, la peor del ránking al destruir 72.100 puestos de trabajo.

Según estas cifras, España registró un ritmo de creación de empleo indefinido que duplicó el de la Zona Euro (3,1% frente al 1,6%). Se situó por detrás de países como Luxemburgo (5,7%) o Eslovenia (3,7%), y por delante de Portugal (2,4%), Alemania (2%), Italia (1,3%) y Francia (-0,4%).

El empleo parcial crece más que en la UE

En otro orden de cosas, la tasa de variación del empleo a tiempo parcial fue del 2,7%, por encima de la media en la UE (1,8%), pero por debajo de los datos de Italia (4%) y Alemania (2,8%).

El total de personas ocupadas a tiempo parcial se incrementó en 73.000 personas entre 2018 y 2019, por detrás del aumento registrado en Alemania (310.000) o Italia (164.000). Con todo, la tasa de parcialidad en España está en el 13,9%, por debajo de la media de la UE (18,9%).

A su vez, España ha liderado la creación de empleo a tiempo completo en la UE: en un año ha sumado 250.100 personas contratadas a jornada completa, lejos de Portugal (37.100) o Francia (9.500), y a enorme distancia de Alemania (destruyó 55.300 puestos de trabajo) e Italia (donde se perdieron 72.700 puestos de trabajo).

Según Eurostat, la tasa de variación de la ocupación a tiempo completo en España (1,5%) ha quintuplicado a la de la zona Euro (0,3%). Países como Italia o Alemania han registrado tasas negativas (-0,4% y -0,2%, respectivamente) mientras que la de Francia ronda el 0%, y en Portugal apenas ha subido un 0,9%.