Público
Público

Elecciones 26M Pablo Iglesias no dimite y señala a la división de la izquierda como el motivo de la debacle 

El secretario general de Podemos se centra en conseguir "un bloque de gobernabilidad progresista" a todos los niveles. Los resultados del 26-M no cambian su intención de formar un Gobierno de coalición con el PSOE en el plano estatal: "No vamos a pedir nada que no nos corresponda". 

Publicidad
Media: 3.25
Votos: 8

Pablo Iglesias en rueda de prensa para valorar los resultados del 26-M / EFE

Pablo Iglesias da la cara tras más de doce horas de silencio absoluto por parte de la dirección de Podemos. El secretario general de Podemos ha acabado con los rumores sobre su dimisión y apunta a la división de la izquierda como el motivo del desplome de votos en estas elecciones: "Mi sensación es que a la izquierda no le funciona cuando nos dividimos y nos peleamos. Toca hacer autocrítica: tener claro que la división resta y la suma multiplica".

La debacle de los resultados de las elecciones del 26M supone un gran revés para el partido morado, sobre todo, para las negociaciones para formar el futuro Gobierno. Pierden fuerza de cara al inicio de las conversaciones, que se esperaba que llegara esta misma semana. Sin embargo, Iglesias insiste en mantener la petición de un gobierno de coalición estatal y da un paso más allá para indicar que se debe crear "un bloque de gobernabilidad progresista" a todos los niveles. 

El líder del partido morado ha comparecido ante los medios de comunicación desde Princesa, la sede de Podemos. Ha contestado a seis preguntas de los periodistas y ante una de ellas sobre la posibilidad de que dimitiera como secretario general, Iglesias ha contestado que su cargo "está siempre a disposición de los inscritos de Podemos". Al igual que ha señalado que hay que hacer "autocrítica" pero que también es hora de "asumir la responsabilidad de los 3,7 millones de votos de las elecciones generales". 

Iglesias: "Nosotros hacemos autocrítica, pero creo que los aliados también tendrán que hacerla"

Sobre los resultados en Madrid, Iglesias no considera que su partido sea responsable de la pérdida del Ayuntamiento como han apuntado desde el entorno de Más Madrid. "Todos tenemos que hacer autrocrítica y las divisiones han hecho mucho daño. Fuimos responsables al no presentarnos al Ayuntamiento a pesar de haber sido excluidos de una candidatura. También lo fuimos al pedir el voto para la candidatura de Carmena y de Sánchez Mato. No mentimos cuando dijimos que ambas deberían tener representación, pero no hubiéramos podido frenar a la derecha ni sumando los votos de las dos candidaturas. Nosotros hacemos autocrítica, pero creo que los aliados también tendrán que hacerla". Aunque sí ha señalado que no comparte las palabras del fundador de Podemos, Juan Carlos Monedero, que este domingo dijo que "las cloacas" convencieron a Íñigo Errejón para que rompiera Podemos. 

Iglesias no dio declaraciones ayer a los medios porque quería hablar con los candidatos y líderes autonómicos para dar una valoración global. En las próximas semanas se convocará un Consejo Ciudadano Estatal para analizar mejor los resultados y la hoja de ruta del partido. 

El "bloque de gobernabilidad progresista"

Los resultados dan paso a otra reflexión de cara al PSOE: "Es evidente que los resultados no son buenos. Felicito al PSOE por unos resultados magníficos, pero no hemos conseguido recuperar juntos la Comunidad de Madrid y se ha perdido el Ayuntamiento. Esto tiene una reflexión: la derecha se va a unir y creo que es un error que las fuerzas progresistas no nos pongamos de acuerdo. Nosotros no vamos a pedir nada que no nos corresponda", ha explicado Pablo Iglesias. 

Iglesias apunta a  las Comunidades de Canarias, La Rioja, Baleares y Valencia para pactar con el PSOE

El secretario general asegura que no están contentos con los resultados pero que mantienen un "enorme peso estratégico para formar gobiernos progresistas" en Ayuntamientos y Comunidades Autónomas. Ha señalado el cambio de gobierno que podría haber en Canarias y La Rioja ante la posibilidad de sumar fuerzas progresistas y la reedición de los pactos en Baleares y Valencia. Además, asegura que tienen oportunidad de sumar en varios Ayuntamientos. No ha entrado en nombrar ninguno en concreto, y tampoco en felicitar a 'Kichi' o Ribó, los únicos alcaldes del cambio que revalidan tras cuatro años

La intención es unir las negociaciones municipales, autonómicas y central. "Es importante construir un bloque de gobernabilidad en todos los niveles. Cada territorio tiene autonomía para establecer sus propias negociaciones, pero a nadie se le escapa que nos jugamos un futuro de España y creo que es imprescindible crear un bloque a todos los niveles.No vamos a plantear ningún veto, pero pensamos que es bueno la construcción de un bloque".

Más noticias en Política y Sociedad