Público
Público

Partido Popular Un PP descolocado por el cambio de Gobierno aventura ya que será un fracaso

Para la dirección del PP los cambios impulsados por Sánchez son "a peor" y conducen a un gobierno "más radical", pese a que en reiteradas ocasiones habían pedido la dimisión de algunos de los ministros que han abandonado el Ejecutivo. 

El presidente del Partido Popular, Pablo Casado, clausura la segunda sesión de las Jornadas Reto demográfico y despoblación rural, organizadas por la Fundación Concordia y Libertad en Toledo.
El presidente del Partido Popular, Pablo Casado, clausura la segunda sesión de las Jornadas Reto demográfico y despoblación rural, organizadas por la Fundación Concordia y Libertad en Toledo. Ismael Herrero / EFE

El mismo día en el que se ha producido el intercambio de carteras en el Gobierno tras la remodelación anunciada por Pedro Sánchez el pasado sábado,  el principal partido de la oposición tiene claro que los nuevos nombramientos van a ser un fracaso. Así lo ha expresado el presidente del PP, Pablo Casado, su número dos, Teodoro García Egea, la portavoz popular en el Congreso, Cuca Gamarra, y varios dirigentes que forman parte de la dirección nacional del PP. 

Casado ya se mostró muy beligerante ante los cambios el pasado domingo, en un acto en San Sebastián en memoria del concejal asesinado por ETA, Miguel Ángel Blanco. Desde la ciudad vasca, aseguró que Sánchez era una "mala persona" por "aniquilar" a su "propia gente". Un cambio de carteras que, a su juicio, ha puesto en evidencia el "narcisismo patológico" del socialista: "Es un antilíder, egoísta y cobarde, capaz de tirar a los suyos por la borda para mantenerse unos meses más en el poder", señaló. 

Es más, el conservador calificó de "marionetas" a los nuevos miembros del Ejecutivo. "Hemos cambiado las marionetas pero mantenemos a quien las mueve. Rufián, Torra, Aragonès, Bildu. Este Gobierno sigue siendo el más radical de Europa y de nuestra historia", dijo. En ese sentido también censuró que Sánchez eligiera "a dedo" a unos ministros que están "muy verdes". 

El líder del PP ha seguido la misma línea argumental este lunes durante unas jornadas sobre la despoblación celebradas en Toledo. Para Casado, el socialista "aparenta cambiar todo para que nada cambie". "Si los hilos los mueven los mismos, la economía real, los españoles con problemas, no van a notar mejoría", ha argumentado. A renglón seguido ha asegurado que Pere Aragonés, president de la Generalitat, es "el jefe de Sánchez" y que aunque "han cambiado los peones", la "reina sigue", en referencia al independentismo.

Además de todo lo anterior, para el líder de la oposición hay otro problema generado tras los cambios: la inestabilidad. "Este tipo de cambios es de una gran irresponsabilidad y manda un mensaje de inestabilidad que cala en los inversores y en los emprendedores", ha asegurado. A su modo de ver, esta "purga" dará pasado a una "estampida". "Auguro a Calviño que va a acabar como Solbes, abandonando el barco cuando ya tiene demasiada agua", han sido sus palabras sobre la recién nombrada vicepresidenta primera, Nadia Calviño.

"Un cambio a peor y más radical", profetiza el PP

Para la dirección nacional del PP estos cambios de cartera no solucionan nada, pese a que en reiteradas ocasiones habían pedido la dimisión de algunos de los ministros que han abandonado el Ejecutivo, como José Luis Ábalos, el de Justicia, Juan Carlos Campo, y la de la vicepresidenta primera, Carmen Calvo. Sin embargo, a juicio del secretario general del PP, Sánchez ha hecho una remodelación que supone un "cambio a peor".

Para la portavoz popular Cuca Gamarra, "el nivel de degradación en el que estamos es bastante importante a nivel político", ha asegurado. Al igual que su compañero de filas, ha afirmado que "los que se han ido no han hecho mucho bien, pero con el cambio vamos a ir a peor". La conservadora ha hecho hincapié en que será Unidas Podemos, los partidos independentistas y Bildu los que "sigan moviendo los hilos".

El análisis que ha hecho la vicesecretaria de organización, Ana Beltrán, es que los cambios suponen una "cortina de humo" para que no se hable de los indultos. "Se ha rodeado de núcleo político, duro, de partido, lo que evidencia preocupación. Ha metido a su guardia como son todas estas alcaldesas que van a ser, a mi juicio, una política más radical", han sido sus palabras este lunes.

Génova insiste en que la legislatura está "en vía muerta"

Para el vicesecretario de Política Territorial, Antonio González Terol, lo que ha hecho Sánchez es "atrincherarse porque ha cambiado todo para que nada cambie", pese a que la economía y la legislatura "está en vía muerta". El conservador ha criticado que Sánchez no haya reducido el número de ministerios y se haya "quedado el ala más incompetente y peligrosa sobre la que no tiene ningún control, la de Podemos".

Por su parte, el vicesecretario de Participación del PP, Jaime de Olano, no cree que los cambios impulsados por Sánchez supongan una vuelta al PSOE tradicional "cuando fue ese PSOE el que le echó por pactar con Podemos, ERC y Bildu". "Sánchez se ha hecho una moción de censura a sí mismo. No hay cambio de políticas y solo tiene autoridad sobre una parte del Gobierno", ha zanjado. 

Más noticias