Público
Público

PP y Ciutadans se disputan el liderazgo del anticatalanismo

Los dos partidos compiten de forma simultánea y en dos rincones distintos de Barcelona por ganarse la confianza de los 'excluidos' de la Diada

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Esta tarde vi llover. En la Plaça del Rei de Barcelona, situada en pleno Barrio Gótico, dos altavoces escupen con fuerza una de las canciones más emblemáticas de El Pescaílla, el padre de la rumba catalana. En efecto, llueve. Pero aún no es la tarde, reservada para la realización de una Via Catalana que lo absorbe todo en esta Diada de cielo oscuro y goteras. Son las 10.30 de la mañana y, por primera vez en toda su historia, el Partido Popular catalán no está presente en los actos institucionales de cada Once de Septiembre.

Unas 200 personas, entre militantes, simpatizantes y hombres de partido, se han reunido para escuchar a Alicia Sánchez Camacho, que empieza su discurso a las 11, ataviada con un vestido amarillo. Primero en catalán y luego en castellano, la líder popular ha querido aclarar el desplante a una Fiesta Nacional catalana que, asegura, 'está siendo utilizada por el Govern como escaparate mundial del independentismo'. 'Estamos aquí para decirle al pueblo catalán y a toda España que representamos la libertad, la democracia y la convivencia y que ésta ya no es la Diada de la concordia. Es una Diada excluyente'.

Sánchez Camacho, quien ha querido dejar claro el simbolismo del lugar -en la Plaça del Rei los Reyes Católicos recibieron a Cristóbal Colón tras descubrir América y, por lo tanto, 'España supo que era el país más grande del mundo desde Barcelona'-, también ha disparado contra Artur Mas: 'Aunque se compare con Martin Luther King, no pasará a la historia. Su único legado es el de un gobierno mediocre que ha querido dividir y enfrentar a los catalanes'. Antes de leer un manifiesto impreso que el Partido Popular espera repartir por Barcelona durante toda la jornada, ha emplazado a los asistentes a 'luchar por una Catalunya unida, una Catalunya que quiere seguir siendo España 500 y 1000 años más'. También se ha referido a la Via Catalana y a las palabras del President catalogando a todos aquellos que la harán posible como 'patriotas'. Para Sánchez-Camacho, 'estos son sus catalanes de primera. Los otros, los que no iremos a la Via Catalana, somos los catalanes malos, de segunda. Es la hora de ser valientes y hacer un llamamiento a la Catalunya silenciosa'. Una vez concluido el acto se han lanzado al cielo más de un millar de globos de color rojo y amarillo; concretamente 1.714, según ha asegurado uno de los organizadores del evento a Público.

Rumbo a América o parapetados en alguna bolsa de aire del Mediterráneo, lo cierto es que estos globos tienen muchos números de haberse cruzado en algún momento con otros 1.000 más, los que el partido C's (Ciutadans) han dejado escapar prácticamente a la misma hora, con motivo del acto que han realizado en la Plaza Almirall Cervera junto a sus militantes al grito de 'no a las cadenas'. En el barrio de La Barceloneta, a escasos metros del mar -símbolo de apertura y libertad como han querido remarcar sus organizadores-, el líder del partido, Albert Rivera, se ha lamentado de que esta Diada esté 'secuestrada por el separatismo' aunque espera, algún día, poder celebrarla por la vía institucional. 'Estoy convencido'. Rivera también se ha referido a la comparación de Mas con Luther King, tachándola de 'populista y un ataque al sentido común porque Luther King reivindicaba la igualdad y no el enfrentamiento'.

C's, que tampoco participó en la Diada oficial del año pasado, ha congregado a unas 300 personas y observa con recelo algunos de los movimientos del PP catalán. El desmarcarse de la agenda institucional y organizar un acto alternativo es algo que los populares aún no se habían atrevido a realizar en un día tan simbólico como el de hoy. 'Es obvio que están nerviosos. Conocen la repercusión y el crecimiento de C's, por eso copian iniciativas que nosotros ya hemos hecho con anterioridad', reconoce a Público la diputada por Ciudadanos-Partido de la Ciudadanía al Parlament Carina Mejías, con pasado en el PP. 'El PSC no tiene discurso y el del PP es ambiguo porque un día pacta con Convergència y otro le ataca. Nosotros siempre hemos mantenido un único discurso: el de la lógica y la razón, por eso tenemos un techo de crecimiento tan alto', remarca Mejías, quien rechaza la idea de estar compitiendo con los populares por capitalizar el voto antiindependentista: 'Nada de eso. Defendemos la unidad y la pluralidad, por eso los globos que hemos lanzado al cielo estaban compuestos por la bandera catalana, española y europea'.

A las 11.30 de la mañana, los dos partidos y sus militantes han podido irse a casa. Entienden que esta no es 'su' Diada y por eso han querido dejarlo claro en una jornada matutina que ha transcurrido sin incidentes. Como los globos que han lanzado al cielo, se sienten liberados.

Más noticias en Política y Sociedad