Público
Público

El Supremo remite a las Cortes su petición para los suplicatorios de Bárcenas y Merino

Este trámite es necesario para continuar con la causa en torno a los dos aforados del PP

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Tribunal Supremo remitió hoy al Senado y al Congreso su petición para recibir los suplicatorios de ambas Cámaras por medio de los cuales podrá imputar de manera formal al ex tesorero y senador del PP, Luis Bárcenas, y al diputado nacional del mismo partido Jesús Merino por un presunto delito fiscal y otro de cohecho derivados de su relación con el 'caso Gürtel', informaron fuentes del alto tribunal.

Este trámite, necesario para continuar con la causa en torno a los dos dirigentes 'populares', se produce una semana después de que la Sala de lo Penal hiciese pública su decisión de investigar a Bárcenas y Merino por los citados delitos. La remisión a las Cortes de esta decisión se encontraba a la espera de la firma del presidente del tribunal, Carlos Dívar, quien se encuentra fuera de Madrid, según las fuentes consultadas.

Finalmente ha sido el presidente de la Sala de Vacaciones --instancia del Supremo habilitada para el mes de agosto--, el magistrado Juan Antonio Xiol --que, en este momento, ejerce en funciones la presidencia del alto tribunal-- quien ha firmado la petición.

La solicitud formal está dirigida al presidente del Congreso, José Bono, en el caso de Merino, y al del Senado, Javier Rojo, en el de Bárcenas. En ella, solicita a las Cámaras que levanten la inmunidad parlamentaria de los dos aforados para poder abrir una investigación penal contra ellos.

Aunque es previsible que las peticiones lleguen al Congreso y el Senado hoy mismo, su tramitación parlamentaria no se iniciará hasta el próximo mes de septiembre, cuando arranque el periodo ordinario de sesiones. A partir de ese momento, la Cámaras contarán con un plazo de 60 días para pronunciarse sobre los suplicarios y, si no lo hacen en ese periodo, éstos se entenderán denegados.

Fuentes parlamentarias consultadas por Europa Press, calculan que todo el proceso --calificación por las Mesas, estudio por parte de la Comisión de Suplicatorios en el Senado y de la Comisión del Estatuto del Diputado en el Congreso y votación secreta en los Plenos de ambas Cámaras-- podría quedar resuelto en un mes.

Más noticias en Política y Sociedad