Público
Público

Oposiciones Guardia Urbana El Ayuntamiento de Barcelona investiga una prueba de las oposiciones a la Guardia Urbana

En las pruebas del sábado participaron 4.827 personas en las pruebas para acceder a una de las 259 plazas de la Guardia Urbana de Barcelona convocadas, con el porcentaje de mujeres aspirantes más alto de la historia de las pruebas, un 32%.

Agentes de la Guardia Urbana de Barcelona durante un control de movilidad.
Agentes de la Guardia Urbana de Barcelona durante un control de movilidad. Alejandro García/Archivo / EFE

La Gerencia de Personas y Desarrollo Organizativo del Ayuntamiento de Barcelona ha abierto este domingo un expediente informativo para investigar el uso de una de las pruebas que se empleó ayer en las oposiciones para ingresar en la Guardia Urbana de la ciudad, han informado a EFE fuentes municipales.

Participaron ayer 4.827 personas en las pruebas para acceder a una de las 259 plazas de la Guardia Urbana de Barcelona convocadas, con el porcentaje de mujeres aspirantes más alto de la historia de las pruebas, un 32%.

Según las citadas fuentes, un escrito que el Ayuntamiento ha remitido este domingo a todos los aspirantes señala que la Gerencia de Personas ha recibido "una comunicación de las secciones sindicales de la UGT y CCOO informando de que una de las pruebas psicotécnicas" empleada en las oposiciones de ayer "podría haberse usado en la formación de alguna persona aspirante".

El escrito precisa que el Ayuntamiento adquirió esa prueba psicotécnica para las oposiciones "con los criterios que marca el reglamento de acceso a las policías locales de Cataluña (Decreto 233/2002)".

"Desde el Ayuntamiento –dice el texto–abrimos de oficio un expediente informativo para investigar la certeza de estas informaciones, verificar el proceso y dar traslado al Tribunal para que determine las actuaciones necesarias".

Con las oposiciones de ayer, el Ayuntamiento de Barcelona busca la incorporación de nuevos policías para llegar a la cifra de agentes más alta de la historia del cuerpo, con 3.500 personas, y cumplir con uno de los acuerdos de gobierno más destacados del mandato.

Con el objetivo de llegar al equilibrio entre agentes hombres y mujeres en el cuerpo, la convocatoria mantiene las medidas para fomentar la incorporación de más mujeres a la Guardia Urbana, con vistas a llegar a la cuota del 40% de mujeres en la plantilla, ya que actualmente solo son el 15,81%.

En estas oposiciones, por primera vez se darán puntos por conocimiento del chino, el árabe o el urdú, lenguas que se han incorporado como opciones en la prueba de idiomas que, hasta ahora, era solo de lengua inglesa.

La edad medida de los aspirantes es de 33 años en el caso de las mujeres y de 32 en el de los hombres.

Más noticias