Público
Público

Barcelona presenta un presupuesto récord para programas de alimentación

Los 15 millones de euros destinados a programas municipales de alimentación de la ciudad suponen un incremento del 50% respeto a la cifra previa a la covid.

El gasto para alimentación en los centros de servicios sociales también se ha incrementado.
El gasto para alimentación en los centros de servicios sociales también se ha incrementado. Ajuntament de Barcelona

Contenido patrocinado

La salud y el bienestar de la ciudadanía es algo que importa mucho a los dirigentes de Barcelona. Por eso, desde el Ajuntament de la ciudad se ha presentado un presupuesto récord de 15 millones de euros para programas de alimentación de la capital catalana, cifra un 50% superior a la que se destinaba antes de la pandemia de la covid19, cuando solían dotarse de en torno a 10 millones de euros anuales.

Les Corts, Gràcia y Nou Barris son los distritos en los que más ha crecido la demanda de ayudas respecto a 2019

Les Corts, Gràcia y Nou Barris son los distritos en los que más ha crecido la demanda de ayudas respecto a 2019. Desde entonces, si existe un programa que destaque por su alta demanda son las ayudas que los centros de servicios sociales otorgan para cubrir gastos de alimentación y que, mientras en 2019 ascendieron a 8.309 ayudas por valor de 1,29 millones de euros, la previsión en 2022 es que se concedan 20.280 ayudas por valor de 4,21 millones de euros, cantidad que triplica la original.

Los programas de alimentación municipales también buscan promover un modelo basado en una dieta saludable y de proximidad.
Los programas de alimentación municipales también buscan promover un modelo basado en una dieta saludable y de proximidad. Ajuntament de Barcelona

Concienciación y talleres de cocina

El proyecto Alimenta busca garantizar el acceso a una alimentación digna, sostenible y saludable a personas en situación de vulnerabilidad

Los programas de alimentación municipales, no obstante, no se limitan a otorgar ayudas económicas a través de la tarjeta bancaria Barcelona Solidària, sino que también buscan promover un modelo basado en una dieta saludable y de proximidad. Un ejemplo es el proyecto Alimenta, puesto en marcha en 2020 y que busca garantizar el acceso a una alimentación digna, sostenible y saludable a personas en situación de vulnerabilidad. Así, las personas usuarias del proyecto Alimenta -dotado este 2022 con un presupuesto de 320.000 euros- participan en varios talleres de cocina y reciben lotes de alimentos y acompañamiento para la inclusión laboral y comunitaria. Este año, Alimenta ha atendido a 146 personas que han participado en 22 talleres de cocina comunitaria, ha entregado 1.264 lotes de comida y ha ofrecido casi 10.000 comidas.

Las personas mayores y frágiles, otro de los focos

Este 2022, se prevé que Comidas en compañía sirva 310.000 comidas

Otro de los programas municipales que más se ha intensificado estos últimos tres años es el servicio Comidas en compañía, que persigue facilitar una alimentación adecuada a las personas mayores en situación de fragilidad, así como proporcionarles un espacio de vínculos de amistad y de conexión con la comunidad. Cabe señalar que el programa ha pasado de 1,6 millones de euros y 238.500 comidas servidas a 1.300 personas en el año 2019 a los 2,39 millones de euros y 310.000 comidas servidas que se prevén para este año 2022, un crecimiento más que notable.

Otro de los programas municipales que más se ha intensificado estos últimos tres años es el servicio 'Comidas en compañía'.
Otro de los programas municipales que más se ha intensificado estos últimos tres años es el servicio 'Comidas en compañía'. Ajuntament de Barcelona

Otros programas alimentarios cuyos presupuestos también han crecido

Al margen de la tarjeta Barcelona Solidària y los programas Alimenta y Comidas en Compañía, la ciudad condal también cuenta con otros programas de alimentación cuyas aportaciones municipales también se han visto incrementadas estos tres últimos años. Se trata de:

  • Comedores sociales, que han pasado de un presupuesto de 3,17 millones de euros y servir 480.000 comidas en 2019 a un presupuesto de 3,38 millones de euros y 522.000 comidas este 2022, según las previsiones.

  • Centros de Dispensación de Alimentos, o CDA, que son espacios que distribuyen alimentos a través del Banco de los Alimentos u otras entidades. Se calcula que en Barcelona hay más de un centenar de puntos de distribución; de ellos, más del 70% reciben financiación municipal o directamente o a través de entidades aglutinadoras.

  • Comidas a domicilio, servicio que lleva la comida hecha a casa de personas que no pueden encargarse ellas mismas de comprarla y/o prepararla y cuyo balance ha pasado de 587.000 comidas entregadas por valor de 3,13 millones de euros en 2019 a una previsión de más de 752.000 comidas por valor de 3,86 millones de euros en 2022.

  • Subvenciones otorgadas a entidades sociales de Barcelona que llevan a cabo proyectos vinculados a la alimentación y que, mientras en 2019 sirvieron para financiar una veintena de iniciativas por un importe de 675.000 euros, este 2020 servirán para subvencionar una cuarentena por valor de un millón de euros.

Más noticias