Público
Público

Instagram Reino Unido prohíbe a los 'influencers' los filtros en Instagram que puedan ser utilizados como publicidad engañosa

La Advertising Standards Authority (ASA), el organismo de autocontrol publicitario británico, ha prohibido a los influencers el uso de efectos de belleza cuando una marca se pueda aprovechar de la publicación económicamente.

Otras miradas - Niños 'influencers': ¿Debemos proteger a los menores de las marcas o de sus propias familias?
Mujer utilizando las redes sociales - Archivo.

Las cremas mágicas todavía no existen, pero los filtros de Instagram que dejan una piel perfecta sí. Sin embargo, esto puede causar confusión cuando tienes miles de seguidores en la red social y utilizas uno de esos efectos para promocionar algún cosmético. Es por ello que la Advertising Standards Authority (ASA), organismo de autocontrol publicitario británico, ha prohibido el uso de filtros de belleza en Instagram a influencers.

Esta medida tomada en Reino Unido no afectará a usuarios particulares, sino que solo estará prohibido para los influencers que, promocionados o no, pueda una marca sacar beneficio de la publicación, por ejemplo, compartiéndola. Si lo hace, el organismo avisará a la marca que esta debe retirarlo por considerarse publicidad engañosa.  

La iniciativa, en este caso, no salió del organismo, sino que fue fruto de la indignación de la usuaria de la red social, Sasha Pallari. La joven estaba cansada de ver las mismas fotos de mujeres con una aparente piel perfecta que disimulan las imperfecciones detrás de un filtro, por lo que ella misma inició la campaña #FilterDrop (quitar los filtros) en junio de 2020.

"Está bien si no puede aparecer en línea sin maquillaje, está bien si no puede aparecer en línea sin tu iluminación favorita y está bien si no puede aparecer en línea sin un filtro, pero no está bien engañar a su audiencia gastar dinero en productos cosméticos que no dan los resultados que usted les hace creer. Deja de filtrar tu piel para vender", explicaba Pallari en su post.

Pallari denunciaba que muchas influencers utilizan estos efectos para engañar a sus seguidores, pues hacían creer que los resultados para tener esa fingida piel de porcelana era resultado de utilizar diferentes cosméticos y artículos de belleza, cuando en realidad eran filtros de la misma red social en los que lo anunciaban. 

Asimismo, Pallari señaló a estos influencers que utilizaban estos filtros como estafadores al igual que las marcas que se beneficiaban de ellos. En el mismo hilo, denunciaba la repercusión que este tipo de publicaciones engañosas podían tener en otras jóvenes que se verían frustradas por no conseguir la misma piel que ellas. 

Según cuenta la BBC, Pallari espera que la campaña tenga tres resultados: que se apliquen estándares publicitarios para que las personas influyentes de las redes sociales deban declarar si han utilizado un filtro al promocionar cosméticos; que se eliminen los filtros de cambio de rostro y morphing (cambio de un rostro por otro) de Instagram; y que se vea "más piel real en Instagram".

Tras la campaña, tal y como explica el mismo mediola ASA examinó dos ejemplos de dónde se habían agregado filtros a vídeos compartidos por personas influyentes que publicitan productos de bronceado, y agregó que el resultado de estas decisiones se aplicaría a todas las marcas, personas influyentes y celebridades del Reino Unido. Examinó dos historias de Instagram para Skinny Tan Ltd y una para Tanologist Tan que fueron prohibidas por aplicar un filtro que "exageraba engañosamente el efecto que el producto era capaz de lograr".

Más noticias de Política y Sociedad