Publicado: 03.09.2015 21:19 |Actualizado: 07.09.2015 11:14

OBSERVATORIO CONTINUO DE JM&A PARA 'PÚBLICO' SOBRE LAS AUTONÓMICAS CATALANAS

Las listas independentistas obtendrán una holgada mayoría absoluta en el Parlament y un 48,8% de los votos

Los dos grandes fenómenos que se producirán en las autonómicas de Catalunya del 27S serán sendos ascensos meteóricos: el de Ciudadanos y el de la CUP. La formación de Rivera más que duplicará sus escaños, quedando en segundo lugar con 20 o 21. El despegue de la CUP será aún más rápido, pues cuadruplicará su representación, con 13 parlamentarios. Catalunya Sí que Es Pot (Podem+ICV) será tercera, con 16.

Publicidad
Media: 3.36
Votos: 87
Comentarios:
El Parlament de Catalunya tras el 27-S, según JM&A en septiembre.

La campaña de acoso y derribo del PP contra el soberanismo catalán va a tener un efecto bumerán el próximo 27S. El número de votantes que apoyarán a las formaciones independentistas aumentará más del 10% hasta superar los 1,9 millones (el 48,8% de los votos válidos) y esas dos listas (Junts pel Sí y la CUP) sumarán una clara mayoría absoluta del próximo Parlament de Catalunya: 73 escaños, cinco por encima de la mitad más uno.

Aunque, casi peor para Mariano Rajoy, Ciudadanos dará una auténtica campanada en las urnas, quedando en segundo lugar con más de 600.000 sufragios y hasta 21 escaños (+12), a costa de relegar al Partido Popular al penúltimo lugar tras sufrir un derrumbe de casi el 29% de sus votos y perder siete u ocho parlamentarios.

Estos son algunos de los resultados del último avance de posiciones del Observatorio Continuo efectuado al inicio de septiembre por JM&A para Público, considerando los antecedentes electorales y efectuando un tracking de la demoscopia publicada. Este desk research del gabinete de asesoría electoral de Jaime Miquel y Asociados, estima incluso el número de votos que se decantarán por cada una de las opciones políticas el 27S.



Con un récord previsto de participación, la secesión reunirá 186.000 votos más y los españolistas ganarán 200.000 votos, en unos comicios muy polarizados

Con el paso del tiempo, y a medida que el Gobierno acentuaba su presión contra la Generalitat por su intención de convertir las autonómicas en un plebiscito sobre la independencia, el apoyo conjunto de los votantes a las opciones secesionistas ha ido aumentando, según la proyección de JM&A, hasta que el 27S reunirán en las urnas 186.000 votos más (+10,7%) que los que obtuvieron en 2012 CiU+ERC+CUP por separado. Y ello a pesar de la escisión entre Convergència (CDC) y Unió (UDC), que ha hecho perder más de 40.000 votos al tándem Mas-Junqueras, con respecto a la suma de los que obtuvieron uno y otro hace tres años.

Pero el siguiente gráfico interactivo de evolución del voto soberanista también muestra una creciente polarización, con los españolistas (PP y C's) sumando unos 200.000 votos más (un crecimiento de más del 27%) a pesar del hundimiento de los populares. Todos estos nuevos sufragios se deben, asimismo, a ese efecto polarizador del auge independentista: JM&A prevé que se incorporen a la lucha por el poder 340.000 votantes que se abstuvieron o se decantaron por pequeñas formaciones extraparlamentarias en la anterior cita con las urnas, llevando la participación hasta el 71,6% (4,5 puntos más), un récord en los comicios autonómicos catalanes, pues bajará la abstención casi 7 puntos hasta situarse al nivel de unas elecciones generales.

El ascenso de la CUP será vertiginoso: ganará 228.000 votantes, un crecimiento del 180%, y adelantará al PP 

Aun así, Junts pel Sí –que no sólo reúne a CDC y ERC, sino también a la Assemblea Nacional Catalana, al Òmnium Cultural y a personalidades de otros ámbitos, como el propio cabeza de lista, Raül Romeva, que procede de ICV– perderá 11 escaños con respecto a la suma de los que obtuvieron CiU y Esquerra Republicana por separado en 2012. Sólo se mantiene la mayoría absoluta independentista en el Parlament, y crece su porcentaje de votos (+0,9 puntos), a causa del vertiginoso ascenso de la CUP, que ganará 228.000 nuevos votantes  –lo que supone un crecimiento del 180%– y adelantará al mermado PP, incapaz de hacer frente a la sangría de sus seguidores hacia C's ni siquiera con el sheriff García Albiol.

Pero el tremendo despegue de Ciudadanos no se debe exclusivamente al trasvase masivo de votos desde el PP, puesto que ganará 2,5 veces más sufragios que los que perderán los populares. A menos que el espacio Podemos logre convencer a los electores no independentistas que durante tiempo se decantaron por el PSC de José Montilla y Carme Chacón, Ciutadans va a rebañar muchísimos votantes de los casi 130.000 que perderá el PSC, así como buena parte de los 214.000 que se abstuvieron en 2012 y esta vez acudirán a las urnas.

El próximo gráfico interactivo muestra la previsión de JM&A de los votos que obtendrán las diferentes listas el próximo 27S y los perdidos o ganados por cada una de esas formaciones con respecto a las que obtuvieron sus integrantes en 2012:

En 2012, CiU y ERC se aprovecharon de las "primas electorales" que benefician a los más votados. Al ir juntos el 27S, perderán 11 escaños

Comparando este gráfico con el hemiciclo de los escaños previstos, se puede ver que Junts pel Sí sólo pierde 42.000 votos (un ínfimo 2,6%) con respecto a los que sacaron CiU y ERC, sumados, en 2012; pero que, en contraste, su alianza independentista hará que se desplome el número de escaños que tendrán tras el 27S, pues obtendrán 60 diputados frente a los 71 que reunían hasta ahora. La explicación estriba en que en las pasadas autonómicas uno y otro quedaban en primero y segundo lugar, destacados, en numerosas circunscripciones, con lo que se aprovechaban de las famosas "primas electorales" que adjudican los restos de votos sin representación a los que quedan en cabeza y les asignan más escaños en el redondeo.

En cambio, esta vez sólo habrá una formación muy destacada y sus rivales están todos en un paquete de seguidores bastante igualados, de forma que los flecos que se le entregan al segundo clasificado en cada demarcación ya no se los sumarán CDC o ERC sino alguna de las otras candidaturas en liza.

De momento, parece que Catalunya Sí que Es Pot no logrará alcanzar la segunda plaza a la que aspira, en parte porque Ciudadanos está logrando convencer a muchos de su falsa propaganda de que Podem e ICV son independentistas, pero todo va a depender de la batalla de Barcelona, donde se deciden 85 de los 135 diputados del Parlament. Es en esta provincia superpoblada donde C's crece en 284.000 votos y la CUP en 168.000, por lo que se convierten en los dos fenómenos de la cita electoral.

Sin embargo, la evolución de los escaños atribuidos en las sucesivas encuestas a las diferentes listas para el 27S muestra importantes vaivenes en los resultados de cada uno, como se puede observar en el gráfico interactivo inferior. Así que los acontecimientos y sorpresas que depare esta recta final hasta la jornada electoral, así como un campaña electoral que será intensa y polarizada, podrían alterar estas previsiones.

Las espadas están en alto.