Público
Público

Madrid repone la placa en honor de los ocho carmelitas y el PP exige la dimisión de la concejal de Cultura

Celia Mayer, responsable de Cultura y Deportes, ha pedido disculpas por el "error". El PP advierte de que denunciarán a Carmena por presunta prevaricación si se producen más retiradas de vestigios franquistas antes de que se apruebe el Plan municipal de Memoria. Ciudadanos 

Publicidad
Media: 2.80
Votos: 5
Comentarios:

Placa en recuerdo de los ocho carmelitas fusilados que retiró ayer el Ayuntamiento de Madrid y que ha vuelto a reponer hoy.- EP

MADRID.— La placa en reconocimiento y homenaje a ocho beatos carmelitas fusilados en la Guerra Civil, en el cementerio parroquial de Carabanchel Bajo, ha sido repuesta en la mañana de este miércoles, sobre las 9.45 horas, por el Ayuntamiento de Madrid. Según fuentes cercanas a la parroquia, esta placa ha sido repuesta por las mismas personas que la habían retirado en su momento y que justificaron su trabajo en una petición por parte del Consistorio.

La placa vuelve a estar en su sitio la mañana siguiente de la reunión del equipo jurídico del Consistorio que tuvo lugar en la tarde del martes, donde se determinó que la retirada de la misma, en el marco de la aplicación de la Ley de Memoria Histórica, había sido un error. La equivocación tuvo lugar en la transmisión de la información técnica sobre este asunto.

La propia concejala de Cultura escribía ayer un artículo de opinión en la web del Ayuntamiento en el que reconocía "el error" y pedía "disculpas. "Obrar con razón es obrar con sustancia, admitir un error es poner en valor la escucha, pedir disculpas es poner la convivencia en primer plano. La placa será restituida, y pedimos disculpas a quien hayamos podido ofender. Todo esto forma parte de los valores por los que yo apuesto, porque creo que solo desde ahí podemos construir una ciudad más justa y tolerante, y en ese sentido la cultura siempre será un apoyo fiel de la democracia", ha recalcado.

Ofensiva del PP 

El portavoz adjunto del PP en el Ayuntamiento de Madrid, Íñigo Henríquez de Luna, ha exigido la dimisión de la delegada de Cultura y Deportes, Celia Mayer, por la retirada errónea de vestigios no franquistas y, si no, han reclamado a la alcaldesa, Manuela Carmena, que la cese.

Los populares han exigido la restitución del homenaje a José García Vara, en el número 4 de la calle Arrieta, "asesinado en 1935"

Al mismo tiempo, el portavoz adjunto ha avanzado que denunciarán a la regidora por presunta prevaricación si se producen más retiradas antes de que se apruebe el Plan municipal de Memoria, previsto para el mes de abril.

Mayer afirmó ayer que desde este mes de febrero y hasta abril se iban a producir retiradas de vestigios. Henríquez de Luna ha explicado en rueda de prensa que van a dar "una oportunidad al Gobierno para que rectifique". Si se mantuvieran las retiradas, el PP denunciaría a Carmena por prevaricación. Celia Mayer "no puede convertirse en una hooligang del Patio Maravillas", ha lanzado.

El PP ha registrado esta mañana la petición de una comisión extraordinaria de Cultura, que podría celebrarse la próxima semana, con un único punto, la retirada de vestigios. El PP cuenta con el respaldo de PSOE y Ciudadanos.

Los populares han exigido la restitución del homenaje a José García Vara, en el número 4 de la calle Arrieta, "asesinado en 1935", como ya se ha hecho con la lápida dedicada a los ocho frailes carmelitas asesinados en 1936. Henríquez de Luna ha añadido que el monolito al Alférez Provisional está en el Barrio de los Jerónimos, un entorno BIC "cuya alteración requiere la aprobación de la Comisión de Patrimonio".

Ciudadanos denunciará la retirada de vestigios

La portavoz de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Madrid, Begoña Villacís, ha anunciado que denunciarán ante la Comunidad la retirada de vestigios llevada a cabo en los últimos días por el Gobierno municipal al "afectar al patrimonio" de la ciudad, además de criticar a la delegada de Cultura y Deporte, Celia Mayer, que se haya erigido en "tribunal ideológico y revanchista".

Villacís considera que el procedimiento penal no es el adecuado para este caso pero sí la vía administrativa. Las responsabilidades pedidas podrían conducir "a la inhabilitación" de Mayer porque "se han dado muestras suficientes para justificar que el encargado de tratar la Ley de Memoria Histórica, un tema tan sensible, no es el que debiera".

Villacís ha explicado a la prensa que en el pleno del 22 de diciembre "no se votó la retirada de 30 calles sino la aplicación de la Ley de Memoria Histórica". En este punto ha afeado al PP que, con su mayoría absoluta durante años en el Ayuntamiento, "no cambiaron ni una coma" para aplicarla.