Publicado: 09.09.2015 20:26 |Actualizado: 09.09.2015 20:26

La web de participación de Carmena: muchas visitas, pero también muchos 'trolls'

Nació para promover el debate ciudadano en Madrid y facilitar que las propuestas de la calle lleguen al Ayuntamiento y ahora se enfrenta un nuevo reto: aplacar a los polemistas.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
La web de participación de Carmena: muchas visitas, pero también muchos 'trolls'

La web de participación de Carmena: muchas visitas, pero también muchos 'trolls'

Nació para promover el debate ciudadano en Madrid y facilitar que las propuestas de la calle lleguen al Ayuntamiento, pero después de tres días, 70.000 visitas y la apertura de 3.000 debates, la web de participación ciudadana Gobierno Abierto enfrenta un nuevo reto: aplacar a los 'trolls'.

Porque los 250 funcionarios municipales y voluntarios encargados de controlar, moderar y eliminar iniciativas o debates abiertos que incitan a la violencia o vulneran la ley en la web han tenido mucho trabajo. La mayoría de los temas propuestos por la ciudadanía en el foro giran alrededor de asuntos como movilidad -518-, sostenibilidad -457-, medio ambiente -441-, derechos sociales -408- y economía -384- y de hecho los más valorados por los usuarios son serios.

Se trata de propuestas 'serias', como el uso de los billetes del transporte, la multa a los que no recogen los excrementos de su perro o incluso el modelo alemán de reciclaje. Pero un repaso a las 56 páginas de debates abiertos evidencia que decenas de usuarios simplemente la utilizan criticar al Gobierno municipal -en los mejores casos-, realizar peticiones que van más allá de sus competencias y hasta hacer escarnio de él.



"Cambiar el nombre de Ahora Madrid a Ahora Podemos" para evitar "líos" porque "a veces algunos nos despistamos"; dar una medalla a Ana Botella o cobrar peaje a los no empadronados en Madrid por usar las calles son algunas de estas propuestas, algunas con cientos de votos de apoyo, que pululan por esta web. También están los que le reclaman al Ayuntamiento el despido libre, los que apuestan por obligar a los taxis a hacer un número de horas en bici e incluso los 167 ciudadanos que tiran a la línea de flotación y apoyan "dejar de hacer webs que no sirven de nada pagadas con los impuestos".

O los que quieren eliminar los puestos de alcalde y concejales, legalizar el consumo de alcohol y drogas en la calle y propuestas un tanto surrealistas como la entrega de un huevo de ave a cada madrileño que cumpla los 18 años. "De esta manera, haremos que los jóvenes se responsabilicen y den un paso adelante en su madurez a la vez que aumentamos la fauna de nuestra región. La elección del ave que se entregaría queda a disposición de un Comité Ciudadano que de manera asamblearia decidiría cuales son las especies óptimas", esgrime el autor de la proposición.

"Esta web se supone que es para que los ciudadanos de Madrid pongan las propuestas que deseen y si es posible hacerlas en nuestra querida ciudad, no para que cuatro sinvergüenzas estén molestando con su estúpido fascismo-nazismo y la xenofobia"

Otros ciudadanos se dedican precisamente a combatir a los polemistas del foro: "Esta web se supone que es para que los ciudadanos de Madrid pongan las propuestas que deseen y si es posible hacerlas en nuestra querida ciudad, no para que cuatro sinvergüenzas estén molestando con su estúpido fascismo-nazismo y la xenofobia que traen a esta web", se queja Fernando Pineda. Más allá de este inicio desigual, el objetivo del Ayuntamiento de Madrid es desarrollar la web para que, más adelante, los ciudadanos puedan presentar propuestas que se someterán a votación si reciben el apoyo del 2 % del padrón municipal, 53.726 personas.

Si las propuestas reciben el apoyo de ese 2 % del censo, se creará un grupo de trabajo sobre la iniciativa y después se pondrá en marcha un proceso que desembocará en una votación final en la misma web. Una opción de la que podrán hacer uso personas de todas las edades y sin necesidad de estar empadronadas en la ciudad. Los concejales podrán intervenir en el debate con el mismo rango que cualquier otro usuario, y tanto los comentarios como el propio debate podrán recibir votos positivos o negativos del resto de participantes.