Público
Público

Arenys abre los diques para más consultas soberanistas

Un 41,01% de los más de 6.000 vecinos de la localidad barcelonesa participa finalmente en la consulta popular, de los que un 96,1% vota 'sí' a la independencia

FERRAN CASAS

Al independentismo la jornada de ayer en Arenys de Munt le salió redonda. Y hoy son menos los alcaldes de CiU, ERC o independientes que dudan de la idoneidad de promover y amparar consultas autodeterministas bajo el paraguas de la sociedad civil. Aunque simbólico, el desafío político al marco jurídico español que en Arenys han amplificado el Gobierno y la Justicia al intentar impedirlo se extenderá. Muchos municipios entre ellos capitales de comarca como Berga o Les Borges Blanques, en manos de CiU y de ERC, respectivamente ya buscan fecha. Y un dato: 600 de los 940 ayuntamientos catalanes tienen mayoría nacionalista.

En Arenys la participación llegó al 41% (más que en el referéndum de la Constitución Europea pero menos que en el del Estatut) de los 6.000 mayores de 16 años a quien se dio derecho a voto y el "sí" se impuso con el 96%. La eficaz actuación de los Mossos no hizo temer en ningún momento por la seguridad, pese a la manifestación de Falange. Los 50 fascistas solo se llevaron alguna pedrada en la luna de uno de sus autobuses. El objetivo de separar independentismo y bronca se cumplió.

La participación en Arenys llegó al 41% y el «sí» se impuso con el 96% de votos

Con estas bazas las entidades sociales que han apoyado la consulta de Arenys ya piensan, según declararon, en fijar una fecha para que todos los municipios que lo deseen (60 son seguros) celebren una consulta simultánea. La plataforma Decidim.cat, que agrupa a más de 1.000 cargos electos municipales de CiU, ERC, ICV e independientes por el derecho a decidir, puso ayer encima de la mesa el 15 de octubre.

Pero ERC es quien más tiene que decir en este asunto, con sus 1.500 concejales y 180 alcaldes, puesto que CiU sigue limitándose a "acompañar" pero no promover los procesos. Y Esquerra tiene otra estrategia. Joan Puigcercós afirmó en Arenys que lo ideal es que las consultas se extiendan "como una mancha de aceite" y hoy trasladará a la cúpula de su formación la necesidad de "presionar" a sus electos para que consigan declaraciones favorables a las consultas en los plenos. Pero lo quiere hacer solo donde esté garantizada una participación aceptable. En eso coincide con CDC. Si hay consultas, la participación no puede ser simbólica por más que no tengan validez legal y por eso, señalan los nacionalistas, es necesario que la iniciativa "surja de la sociedad civil", no de los partidos.

El PP exige a Zapatero que se posicione ante este tipo de consultas

Esquerra, que prefiere el "goteo de referéndums" y no concentrarlos en un día, se reunirá esta semana con Convergència para obtener un compromiso de, a través de Decidim.cat, extender las consultas y garantizarles éxito. Si no, irán por libre donde tengan fuerza para ello puesto que el asunto les permite marcar perfil ante el PSC, que en Arenys dijo no al referéndum. Miquel Iceta, dirigente del PSC apostó ayer por el "catalanismo eficaz" frente a la deriva "radical" de CiU y la actitud de sus socios.

CDC envió a seguir la jornada una delegación de perfil bajo, con la senadora Montserrat Candini y el responsable de temas de inmigración y ex-líder de ERC Àngel Colom. Este no cuestionó la ambigüedad de Artur Mas y optó por cargar contra el PSC, a quien acusó de hacer "el ridículo" y situó al nivel del PP y la Falange.

En CDC había ayer por la tarde cierta inquietud. Constataron hasta qué punto la consulta entusiasmó a buena parte de sus cuadros y militancia y no quieren dejar todo el pastel para ERC. Pero, en el otro extremo, los más moderados y Unió no quieren oír ni hablar de un desafío soberanista al Estado. No en vano, la formación de Josep A. Duran i Lleida trasladó el malestar por su papel al presidente de la comisión evaluadora del referéndum, el ex-conseller de Justícia Agustí Bassols, militante del partido y líder de una entidad soberanista.

Al margen de cómo canalicen el efecto Arenys CDC, ERC y las plataformas soberanistas, el PP exigió ayer a José Luis Rodríguez Zapatero, por boca de su portavoz Esteban González Pons, que se posicione de forma contundente contra referéndums de este tipo. Una cosa que ya había hecho el sábado el secretario de Política Municipal del PSOE, Antonio Hernando, quien llamó a los "demócratas" a no tomar parte de la consulta. Pons aseguró que el Gobierno que presentó un recurso judicial para impedir que el Ayuntamiento de Arenys se implicara en la consulta es "blando" con el referéndum y "duro políticamente" en la defensa de un Estatut que el PP tiene recurrido en el Constitucional.

Mientras, UPyD exigió "depurar responsabilidades" por lo ocurrido en Arenys.

Multiplicador. Elogios de Carretero
Joan Carretero, cara visible de Reagrupament.cat, los críticos de ERC escindidos en desacuerdo por los pactos de izquierdas y que se constituirán en octubre como partido, no tendría problemas para ceder protagonismo a Joan Laporta, presidente del Barça. En declaraciones a Catalunya Ràdio, Carretero afirmó que le gustaría contar con él “porque multiplica”, dado el tirón popular que evidenció en la manifestación independentista de la Diada. “Es un excelente presidente del Barça y un patriota. Le recibiríamos encantados”, aseguró Carretero.

Expectativas. Reagrupament se prepara
Carretero explicó que la nueva formación prepara unas autonómicas en las que los sondeos no les son por ahora halagüeños, pese a haber incorporado a gente que no militaba en ERC. Pero no reveló más detalles.

Disponibilidad. El último año en el barça
La temporada que acaba de empezar es la última de Laporta al frente del club y él nunca ha escondido sus ganas de entrar en política. Su ideología liberal e independentista no tendría problemas de encaje en Reagrupament.cat. Y Carretero no tiene excesivas ganas de encabezar la lista electoral.

Más noticias de Política y Sociedad