Público
Público

Muchos hombres suicidas tienen problemas en la niñez: estudio

Reuters

Los adolescentes y los hombres adultosque hacen intentos suicidas serios suelen haber tenidoproblemas emocionales a los 8 años, mientras que la mayoría delas mujeres suicidas sucumben a depresiones que desarrollandespués de la pubertad, informaron investigadores finlandeses.

Casi cuatro de cada cinco hombres suicidas evaluados en unestudio realizado en Finlandia habían exhibido problemas a los8 años, los cuales eran evidentes para sus padres y docentes.

"La mayoría de los hombres que se suicidan o necesitanatención hospitalaria después de intentar suicidarse tienen unalto nivel de problemas psiquiátricos a los 8 años", escribióel equipo del doctor Andre Sourander, del HospitalUniversitario de Turku, en Finlandia.

"El principal hallazgo de nuestro estudio es que latendencia suicida seria en la adolescencia y la juventud tienediferentes trayectorias entre los hombres y las mujeres",escribieron los autores en un informe publicado en Archives ofGeneral Psychiatry.

El estudio evaluó a 5.302 personas nacidas en 1981, de lascuales 27 hombres y 27 mujeres habían efectuado intentos seriosde suicidio a los 24 años. De ellos, 13 hombres y dos mujeresmurieron.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), 877.000personas se suicidan cada año en todo el mundo. La agencia deNaciones Unidas estima que por cada muerte por suicidio, serealizan entre 10 y 40 intentos.

Los hombres solían emplear métodos "más letales", mientrasque los intentos suicidas femeninos eran mayoritariamente porintoxicación o envenenamiento, de acuerdo con el estudiofinlandés.

En lo que los autores denominaron "sendero depersistencia", el 78 por ciento de los suicidas varones habíadesarrollado mala conducta a los 8 años, como por ejemploproblemas de temperamento, desobediencia, agresión, destrucciónde propiedades, robos, mentiras, desatención o hiperactividad.

Este patrón no se observó entre las niñas. El equipo deSourander dijo que investigaciones previas demostraron que "losintentos suicidas femeninos suelen emplearse para comunicarangustia o para modificar la conducta o reacciones de losotros".

La mayoría de los desórdenes del humor afectan a las niñasdespués de la pubertad, añadieron los expertos.

El equipo instó a que se realicen controles efectivos paradetectar y tratar los desórdenes en la infancia, con laesperanza de reducir las tasas de suicidio.

"Este enfoque es particularmente importante para loshombres con problemas severos de conducta ya que, durante laadolescencia, no suelen buscar asistencia mental", escribióSourander.

Más noticias de Política y Sociedad