Público
Público

Lichis dice que "No me llames iluso' fue el mayor error de su carrera"

EFE

La Cabra Mecánica inicia mañana en Gijón su gira de despedida, que coincide con la aparición del recopilatorio "Carne de canción", un recorrido por 17 años de trayectoria marcada por la eclosión que supuso un anuncio de la ONCE y que su líder, Lichis, considera el mayor error de su carrera.

"Carne de canción" (Warner) es el último trabajo de La Cabra Mecánica, un doble compacto más DVD que incluye 3 temas nuevos, versiones imposibles y alguna que otra curiosidad en forma de maqueta o directo.

Este barcelonés que vivía de tocar el bajo con diversas bandas en Madrid formó La Cabra Mecánica, grupo de música popular con un pie en la rumba y otro en el rock, y ahora lo abandona porque, como ha dicho a Efe, tiene ganas "de empezar proyectos nuevos", "de romper con un personaje que no se corresponde" con él y de "subir al escenario sin nada ganado".

Y, así, Miguel Angel Hernando, Lichis, bajista, cantante y compositor, que fundó La Cabra Mecánica en 1993 y se dio a conocer con canciones como "La lista de la compra", que cantó con María Jiménez, y, sobre todo, "No me llames iluso", que protagonizó la campaña publicitaria del Cuponazo de la ONCE, se reencarnará en Miguelito, otro personaje que le permitirá "volver a empezar con gente nueva y connotaciones positivas".

Y aunque tendrá "algo que ver" con La Cabra, Miguelito seguirá "el rastro de Morricone y Calexico, del blues de los 50 (Willie Dixon, Howlin' Wolf) y de los aires líricos de la copla". "Estoy buscando el punto en común entre esos colores", explica Lichis al respecto de su próxima propuesta, "más folk, acústica y fronteriza" que la actual, aunque uno de sus últimas piezas, "Carne de canción", dice que se aviene a esa definición.

Este barcelonés criado en Madrid, que se asentó en Terrassa (Barcelona) por amor hace unos años, donde montó un estudio de grabación, ha vuelto ahora a la capital del Reino, y vive a caballo entre ambas ciudades.

Echando la vistas atrás, Lichis reconoce que "No me llames iluso' fue el mayor error" de su carrera.

"No vendí más discos por ello y tuve la falsa ilusión del éxito. Le debo más a 'Vestidos de domingo', por ejemplo, que vendió cinco veces más, que a aquello, que fue una frase de un publicista con compañeros de viaje equivocados. No le debo nada a ese tema. Y si fuera solo por esa canción, no habría gira de despedida", arguye.

Lichis, que se queda con las muchas cosas que le han pasado que le han hecho "sentirse vivo" y que no se arrepiente de haber elegido la música como forma de vida, aunque sí de "algunas cosas" que ha hecho en este tiempo, cree que le representa bastante una canción como "La lista de la compra", un disco como "Hotel Lichis" y las nuevas versiones de "Carne de canción", en las que ha dejado de cantar con ese "acento pseudo andaluz-madrileño".

A su juicio, es duro ser carne de canción porque "la industria musical es el paradigma del mamoneo y de lo difícil que es ser considerado un profesional en este oficio".

La gira de presentación de "Carne de canción" empezará mañana viernes en Gijón y continuará por Salamanca (17), Zaragoza (23), Barcelona (24, Bikini), Madrid (29 y 30, Galileo), Granada (31) y Pamplona (5 de noviembre).

El 6 de noviembre, La Cabra Mecánica se unirán en Santander a la gira de Fito & Fitipaldis, y proseguirán por Castellón (13), Alicante (14), A Coruña (20), Vigo (21), Santa Cruz de Tenerife (4 de diciembre), Las Palmas de Gran Canaria (5), Barcelona (12, Palau Sant Jordi), Burgos (18), Bilbao (19) y Madrid (28, Palacio de Deportes de la Comunidad).

Más noticias de Política y Sociedad