Público
Público

Estreno 'Sin tiempo para morir' El ADN asesino de James Bond

Daniel Craig se despide del personaje que creó Ian Fleming hace setenta años en ‘Sin tiempo para morir’. Es su quinta película como Bond y la primera, de las 25, que dirige un estadounidense, Cary Fukunaga.

30/09/2021 James Bond
Daniel Craig se despide de James Bond en esta película. Universal Pictures

El mundo ha vivido casi siete decenios rendido a las aventuras de un asesino a sueldo del gobierno británico, el agente 007 del MI6 Bond, James Bond. Ahora, después de doce novelas y nueves relatos de Ian Fleming dedicados a él, y de 25 películas, se jubila y se despide. Y ya van seis. Con Sin tiempo para morir se cierra la serie Bond protagonizada por Daniel Craig, dignísimo sucesor –y más- de sus colegas Sean Connery, George Lazenby, Roger Moore, Timothy Dalton y Pierce Brosnan.

En realidad, en la nueva película de la saga más larga de la historia del cine James Bond ya se ha jubilado y vive retirado en Jamaica, tomando el sol y pescando. Pero por mucho que se lo proponga, un tipo que se ha cargado a más de 360 personas en sus años activos no está convenientemente preparado para la vida plácida y contemplativa, así que cuando aparece su amigo Felix Leiter, de la CIA, pidiéndole ayuda, no se lo piensa demasiado.

Acción por tierra, mar y aire

Sin tiempo para morir, la quinta película de Daniel Craig como 007 y la primera que dirige Cary Fukunaga, tiene lugar cinco años después de Spectre (Sam Mendes, 2015). James Bond y Madeleine Swann, hija de uno de sus grandes enemigos, Mr. White –líder de la organización secreta Quantum y miembro destacado de la siniestra Spectre-, viven una especie de luna de miel en el pueblo italiano de Materna, que termina abruptamente cuando estalla una bomba en la tumba de Vesper Lynd, el amor perdido de 007.

Antes el espectador ha vivido el trauma de la infancia de Madeleine –el momento más turbador de la película- y por fin termina el extenso prólogo, que da paso a la canción de Billie Elish y a todo lo que promete una historia de James Bond. Desde Italia, pasando por Jamaica, Noruega, Londres y las Islas Feroe, el agente con licencia para matar protagoniza persecuciones en moto, en coche –a bordo del precioso Aston Martin DB5-, sale ileso de explosiones, se salva de un naufragio con incendio incluido, se lanza desde un puente… reparte acción por tierra, mar y aire.

Las mujeres de la era Daniel Craig

Y comparte una de estas escenas, la más divertida, con la actriz Ana de Armas, "una mujer que pega duro", según la productora Barbara Broccoli, que ha dejado su impronta en la saga. Por el momento, este Bond del siglo XXI está lejísimo de sus antecesores, especialmente de Sean Connery -"básicamente, un violador", declaró el director- y de Roger Moore, que en sus películas tuvo romances con diecisiete mujeres.

30/09/2021 Ana de Armas y 007
La escena de acción con Ana de Armas, una de las más divertidas. Universal Pictures

Aquí, 007 está enamorado de Madeleine y llora por el dolor de las pérdidas de Vesper Lynd y de la anterior M. El agente ya no es ese misógino irredento y contempla cierta ética hacia las mujeres. Además, en el MI6, en cuanto se jubila, nombran un nuevo 007, nada menos que una mujer negra (interpretada por Lashana Lynch). "Las mujeres que aparecen en la era de Daniel Craig son personajes individuales, plenamente formados y no son simples excusas para que se luzca el protagonista –advirtió la productora-. Pero sí, eso no siempre fue así y no hay ni que olvidarlo ni negarlo".

"Que pareciera un asesino"

Aunque nada de ello pueda limpiar la esencia del personaje. "Empezó en Casino Royale. Decidimos comenzar así con mi papel y definió en gran parte la forma en que he interpretado a este maravilloso personaje. Quería que Bond pareciera un asesino y que se comportase como tal porque es exactamente eso, un asesino. Así es el personaje. Pero quería que tuviera un enfoque moderno", escribe Daniel Craig en las notas de producción de la película.

Un asesino, es cierto, que en manos del actor británico ha ganado en humanidad y profundidad. Hoy, James Bond es un hombre que lleva el peso de muchas muertes y que ha decidido volver a confiar en el amor. Y aún mucho más, aunque esto no se deba contar en este texto. "El gran amor de su vida fue Vesper, y acabó de forma trágica; ahora suele desconfiar de todo el mundo. Además, el hecho de que la mayoría de personas cercanas a él acaben muriendo le hace ser muy prudente. Tiende a estar solo, pero en esta película se le presenta la oportunidad de encontrar realmente algo importante".

30/09/2021 Craig y Seydoux
Daniel Craig y Lea Seydoux viven un romance en la ficción. Universal Pictures

Instrucciones genéticas 

Su "Bond, James Bond" aparece en la película, lo mismo que el "un Martini, mezclado, no agitado", suenan las notas del clásico de Monty Norman, Moneypenny, Q y el nuevo M están con él, incluso hay nuevo careo con el supervillano Blofeld, jefe de Spectre. Lo que no hay en esta película es un nuevo villano en condiciones. Interpretado por el actor Rami Malek, Lyutsifer Safin busca venganza, pero se pasa. Este malvado es demasiado perverso y la razón no es para nada convincente. Eso, un metraje excesivo en la segunda parte y algunos diálogos bordeando lo melodramático empañan un poco la despedida de Craig.

"Los dos exterminamos a la gente para hacer del mundo un sitio mejor", dice Lyutsifer Safin a Bond, dispuesto a salvar a la humanidad de un arma letal fabricada por científicos con ADN humano. Y es ahí, en las instrucciones genéticas de cada uno de ellos, donde se juega la nueva partida de Bond.