Público
Público

Santander compra el negocio de pagos para comercios de la quebrada Wirecard por 100 millones

La entidad confirma que no asumirá ninguna responsabilidad legal relativa al escándalo financiero u otras acciones pasadas.

Logo del Banco Santander en lo alto de una construcción en la entrada a la Ciudad Financiera del Grupo Santander cerca de la localidad madrileña de Boadilla del Monte.
Logo del Banco Santander en lo alto de una construcción en la entrada a la Ciudad Financiera del Grupo Santander cerca de la localidad madrileña de Boadilla del Monte. E.P./Eduardo Parra. Eduardo Parra / EUROPA PRESS

EUROPA PRESS

Banco Santander ha cerrado un acuerdo para adquirir varios activos tecnológicos especializados del negocio de servicios de pago para comercios de Wirecard, la fintech alemana que el pasado mes de junio presentó su solicitud ante los tribunales para iniciar el procedimiento para declararse insolvente tras desvelarse un agujero contable de 1.900 millones de euros.

La entidad presidida por Ana Botín no ha desvelado los términos económicos del acuerdo, si bien fuentes conocedoras de la operación han confirmado que pagará unos 100 millones de euros por este negocio.

Una vez completada la compra, pasarán a formar parte de Banco Santander en torno a 500 empleados que gestionan los activos adquiridos. Aunque continuarán trabajando donde se encuentran actualmente, formarán parte del equipo global de servicios para comercios del banco bajo la franquicia Getnet.

Banco Santander ha asegurado que esta adquisición no le hace tener que asumir ninguna responsabilidad legal relativa a Wirecard AG, ni Wirecard Bank AG, ni a las acciones realizadas en el pasado por la compañía.

Wirecard se declaró en suspensión de pagos el pasado 25 de junio, tras desvelarse un agujero contable de 1.900 millones de euros. A lo largo de los últimos meses, varios ejecutivos de la fintech, incluido Markus Braun, el exconsejero delegado de Wirecard, han sido arrestados acusados de fraude en relación con la quiebra de la compañía.

El cierre de la operación está previsto para antes de finales del año y está sujeto a algunas condiciones, como aprobaciones regulatorias. Hasta ese momento, Banco Santander y Wirecard trabajarán conjuntamente para asegurar a clientes, proveedores y socios actuales una transición "tranquila" a la nueva fase.

Con esta compra, el banco agilizará la expansión de Getnet en Europa, ya que los activos adquiridos permiten ampliar la arquitectura global de la plataforma abierta de soluciones de pago y ofrecen otras sinergias en materia de comercio internacional y pagos.

Más noticias de Economía