Público
Público

Talgo duplica su beneficio en 2019 por el repunte en la fabricación de trenes

En el último ejercicio, la  ha logrado nuevos pedidos por valor de 1.134 millones, de forma que al cierre del año cuenta con una cartera valorada en 3.347 millones.

Tren AVE de Talgo, Avril . E.P.
Tren AVE de Talgo, Avril . E.P.

agencias

Talgo obtuvo un beneficio neto de 38,4 millones de euros en 2019, el doble (+116%) que el año anterior, impulsado por la reducción de los gastos financieros y el incremento de la actividad industrial ante la fabricación de nuevos pedidos de trenes, entre ellos los nuevo AVEs que debe entregar a Renfe a partir de 2021.

En términos ajustados, las ganancias se sitúan en los 40,1 millones, lo que representa un aumento del 52,8%. El beneficio bruto de explotación (Ebitda), de su lado, se situó en 68,1 millones de euros y progresó así un 17,1%, a pesar del descenso de un punto porcentual registrado en su margen, que se situó en el 16,9%.

La compañía que preside Carlos de Palacio elevó un 23,8% sus ingresos durante el pasado ejercicio, hasta sumar 401,7 millones de euros.

Talgo asegura que estos resultados son reflejo del "esperado incremento en su actividad industrial, del mantenimiento de una rentabilidad atractiva en línea con el mix de proyectos en cartera, y con una gestión comprometida con la sotenibilidad y con los accionistas".

En términos de cartera, la compañía logró nuevos pedidos por valor de 1.134 millones de euros durante 2019, de forma que al cierre del año contaba con una cartera valorada en 3.347 millones de euros. Al cierre de 2019, Talgo había presentado ofertas a pedidos por valor de 5.200 millones de euros, si bien la mitad de este importe corresponde al pedido de trenes para el AVE de Reino Unido por el que puja.

Respecto a los proyectos en ejecución, destaca la buena marcha del proyecto Renfe-Avril, en el que Talgo está fabricando 30 trenes y se ocupará de su mantenimiento durante 30 años. Este proyecto se encuentra en la fase de integración de bastidores y cajas de coches y locomotoras, así como en fase de ensamblaje. Las primeras entregas se realizarán en 2021.

Para 2020, Talgo espera un fuerte crecimiento en la cifra de negocio como resultado del avance de la actividad industrial en los proyectos en los que se encuentra inmerso actualmente, lo que proporciona visibilidad a largo plazo.

Más noticias de Economía