Público
Público

Las 'tranchetes' se alían con el ketchup

Kraft y Heinz anuncian su fusión para crear la quinta empresa alimentaria del mundo

Productos de Kraft Foods y de Heiz. REUTERS

AGENCIAS

NUEVA YORK.- Kraft Foods, fabricante de las lonchas de queso fundido Tranchetes y de las salchichas Oscar Mayer, se fusionará con el fabricante de ketchup H.J. Heinz, propiedad de la firma brasileña de capital privado 3G y de Berkshire Hathaway (controlada por el multimillonario Warren Buffett), para crear la quinta mayor empresa de alimentación y bebidas del mundo y la tercera de Norteamérica.

La combinación de las dos empresas tendrá unos ingresos de unos 28.000 millones de dólares, y repartirá su sede central entre las ciudades estadounidenses de Pittsburg y Chicago.

Los actuales accionistas de Kraft recibirán un dividendo especial y para financiarlo, 3G Capital y Berkshire Hathaway inyectarán 10.000 millones de dólares.

Los accionistas de Kraft poseerán un 49% en la firma combinada y los de Heinz, un 51%. Los accionistas de Kraft obtendrán una acción en la nueva empresa, que se llamará Kraft Heinz, y un dividendo especial en efectivo de 16,50 dólares por cada acción que posean de Kraft. El dividendo, que supone un desembolso de unos 10.000 millones de dólares, será financiado por Berkshire y 3G Capital.

La empresa fusionada tendrá ocho marcas con un valor de más de 1.000 millones de dólares cada uno y cinco más con un valor de entre 500 y 1.000 millones de dólares cada una, dijeron las empresas.

El fondo 3G Capital, dirigido por el brasileño Jorge Paulo Lemann, compró hace dos años el grupo H.J. Heinz, por unos 28.000 millones de dólares, en una operación en la que también participó Berkshire Hathaway. La firma brasileña también es propietaria de conocidas empresas como la cadena de hamburgueserías Burger King, que compró en 2010, y controla también InBev, la mayor cervecera del mundo con marcas como Budweiser o Stella Artois.

Más noticias de Economía