Público
Público

Rajoy y Rubalcaba consensúan defender una "voz única" en Europa

En su segunda entrevista pública, el presidente y el líder del PSOE han ratificado su compromiso de renovar las instituciones antes de finales de junio, pero dejan fuera del consenso RTVE

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Europa acerca a Gobierno y PSOE, pero los desacuerdos fundamentales en políticas sociales y de ajuste siguen existiendo. Es el resumen, a grandes brochazos, de la segunda entrevista –pública, grabada por las cámaras– entre Mariano Rajoy y Alfredo Pérez Rubalcaba en el palacio de la Moncloa. Los dos han acordado, en una reunión que se ha prolongado tres horas, hasta las 22, defender 'una voz única en Europa' en busca de la salida de la crisis, ya que el 'análisis es compartido' y el 'acuerdo es general', según han informado al término de la cita fuentes del Ejecutivo y del PSOE.

El complicado escenario europeo ha sido, de hecho, la parte nuclear del encuentro y la razón por la que el líder de los socialistas reclamó un consenso básico. El presidente y el jefe del principal partido de la oposición han hablado de Grecia, de la prima de riesgo y de las políticas que la Unión debe impulsar, sobre todo de cara a la cumbre de Bruselas de junio. Y seguirán hablando de todo ello, ya que los dos se han comprometido a mantener 'contactos fluidos y periódicos'. Ambos han convergido en que Europa ha de impulsar en ese foro un plan de empleo juvenil, del que España sería uno de los Estados más beneficiados, y fomentar inversiones para pymes a través del Banco Europeo de Inversiones (BEI). Son, para el PSOE, 'políticas de crecimiento'. Pero las discrepancias sobre otros temas se mantienen intacatas. Es el caso de los eurobonos, materia clave para los socialistas –y por la que Rubalcaba 'seguirá peleando' en la UE– y hacia la que Rajoy se ha mostrado más 'escéptico'. También les sigue separando la aplicación del calendario de reducción del déficit. Los socialistas creen que se debe flexibilizar ese objetivo de llegar al 3% en 2013. El acercamiento se ha constatado igualmente respecto al Banco Central Europeo (BCE) y al papel que debe jugar para aliviar la presión de las deudas soberanas. 

Coinciden en un plan de empleo juvenil y en inversiones a las pymes vía el BEI

La renovación de las instituciones ha conformado el segundo núcleo de la cita. Pero poco se ha avanzado, pese a que se preveía que podía ser uno de los platos fuertes. El presidente del Gobierno y el líder de los socialistas han 'ratificado su compromiso', alcanzado en febrero, de proceder, en este periodo de sesiones –o sea, antes de que concluya junio– al relevo en el Tribunal Constitucional, en el Tribunal de Cuentas y en el Defensor del Pueblo. Fuentes de la Moncloa y del PSOE han recalcado que 'no se ha hablado de nombres' durante la reunión. Nuevamente, la expectativa era mayor, pues la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, había deslizado por la mañana que tal vez se hablara de candidatos, en función de cómo avanzara la conversación. Fuera del acuerdo queda RTVE, dado que el PSOE entiende que el acercamiento no es posible por la decisión del Ejecutivo de cambiar la ley para poder elegir, con su confortable mayoría absoluta, al presidente de la Corporación. Desde el Ejecutivo también dan por hecho que el pacto en RTVE será ya imposible, porque el PSOE ha situado 'la tele pública como objeto de controversia política'. No obstante, fuentes de la Moncloa insisten en que el PP seguirá persiguiendo 'el acuerdo'. 

Al menos, si se cumplen los propósitos expresados por ambas partes, se desatascaría la situación del TC, en situación de interinidad desde noviembre de 2010, cuando el Congreso tenía que haber elegido a cuatro de sus doce vocales. Esta misma semana, el Alto Tribunal amenazó con 'medidas drásticas' si PSOE y PP no llegaban a un acuerdo. Hoy mismo, en un encuentro previo en la Moncloa entre Rajoy y el portavoz de CiU en la Cámara baja, Josep Antoni Duran i Lleida aprovechó para pedir al presidente que se incluyese un miembro 'catalán' en el TC

Rubalcaba reprocha a Rajoy la falta de información sobre la situación de Bankia

Tercera pata de la reunión: el acuerdo para constituir una 'comisión de trabajo' para estudiar la simplificación de las Administraciones Públicas, evitar duplicidades y mejorar su eficacia. La negociación se residenciará en el Ejecutivo y el PSOE, y no necesariamente entre Rajoy y Rubalcaba. 

Bankia, foco de preocupación durante toda la jornada, no podía quedar fuera de discusión. El jefe del Ejecutivo ha informado al líder del principal partido de la oposición de la situación de la entidad. Y según fuentes socialistas, Rubalcaba ha 'reprochado' al presidente la falta de información que hubo en las primeras semanas de convulsión, a partir de la dimisión de Rodrigo Rato y la veloz nacionalización de la matriz, BFA. El secretario general del PSOE ha reclamado a Rajoy que explique ante la opinión pública y en el Parlamento qué ha sucedido con la entidad y qué va a pasar a partir de ahora. Asimismo, su partido hará llegar al ministro de Economía, Luis de Guindos, sus propuestas para la reforma financiera, que será convalidada este jueves en la Cámara baja. 

Los socialistas han definido la reunión como 'correcta, de trabajo'. El Gobierno, como una entrevista 'positiva', muy centrada en el escenario europeo, ambiente que siempre ha sido fértil en acuerdos entre Ejecutivo y oposición en todas las épocas. Pero nada de hablar de 'nueva etapa', o de punto y aparte a los desencuentros anteriores. Las diferencias existen, y por ejemplo el PSOE promete empezar a trabajar ya para que en los Presupuestos de 2013, que el Ejecutivo aprobará en septiembre, no haya más 'recortes'. 

Esta de hoy es la segunda cita pública en la Moncloa, tras el encuentro de febrero. Hubo otro diálogo más, pero de carácter privado, en marzo, y que Rajoy desveló, para disgusto del PSOE, en una sesión de control en el Congreso, el pasado abril. 

Más noticias en Política y Sociedad