Público
Público

Un avión de EgyptAir se estrella
con 66 personas a bordo

Equipos de rescate buscan el aparato, que realizaba el trayecto París-El Cairo. Las autoridades francesas y egipcias no descartan ninguna hipótesis. No había españoles.

El avión despareció de los radares cuando hacía la ruta de París a El Cairo. REUTERS

AGENCIAS

EL CAIRO.- Un avión de la compañía EgyptAir se ha estrellado este jueves con 66 personas a bordo tras perder el contacto con los controladores del aeropuerto de la capital egipcia y desaparecer de los radares. El aparato, un Airbus A320 que cubría la ruta entre París y El Cairo, desapareció del radar sobre las 02.45 hora local (00.45 GMT) tras penetrar en el espacio aéreo egipcio poco más de un kilómetro y cuando se encontraba a unos 280 kilómetros de la costa, según las autoridades de este país.

Tras varias horas en las que se dio al avión por desaparecido, el presidente francés, François Hollande, ha confirmado que el aparato "se ha estrellado y se ha perdido".  En una rueda de prensa en París, el mandatario galo ha insistido en que no hay que descartar ninguna hipótesis, incluida la terrorista. No obstante, tanto las autoridades galas como las egipcias han pedido que no se hagan conjeturas sobre las causas de la desaparición del aparato, hasta que no se tengan más informaciones.

Según la aerolínea, el Airbus A320 envió un mensaje de socorro a las 04.26 hora de Egipto (02.26 GMT), algo que el ejército egipcio niega. El avión no tuvo ninguna incidencia mientras estuvo volando en el espacio aéreo francés, según ha indicado la Dirección General de la Aviación Civil (DGAC).

Al entrar en el espacio aéreo egipcio el aparato bajó de los 37.000 pies hasta los 15.000, según ha explicado el ministro griego de Defensa, Panos Kamenos. El avión, con el número de vuelo MSR 804, entró en Grecia a las 2.24 hora local (11.24 GMT) y mantuvo el contacto con la torre de control de Atenas hasta las 2.48 h (11.48 GMT), donde la torre de control le indicó el trayecto que debía tomar. El controlador afirmó que el comandante estaba alegre y le dio las gracias en griego. A las 3.27 (00.27 GMT), la torre de control de Atenas trató de ponerse de nuevo en contacto con la aeronave, pero a pesar de hacer varias llamadas, el controlador no recibió respuesta, tras lo cual dio la voz de alarma y la nave se dio como desaparecida.

En el avión viajaban 66 personas, de los que 10 son miembros de la tripulación. Entre los 56 pasajeros se encuentran un niño y dos bebés, según ha indicado Egypt Air. El avión transportaba a 30 egipcios, 15 franceses y pasajeros de otras nacionalidades como británica, belga, iraquí, kuwaití y saudí. No había pasajeros españoles a bordo.

Comienza la búsqueda

Los equipos de investigación y rescate han comenzado la búsqueda del aparato. Equipos especiales de las Fuerzas Áreas egipcias se han movilizado para dar con el avión. Las labores de rastreo se centran a unas 130 millas náuticas al sureste de la isla griega de Karpathos.

"Un avión C-130 y un avión de alerta temprana EMB-145H ya están operando en la zona. Otro avión C-130 está a la espera en el aeropuerto de Kasteli en la isla de Creta", ha precisado un portavoz del Ejército de Grecia. Egytair explicó que el aparato fue fabricado en el año 2003 y que el capitán del avión tenía 6.275 horas de experiencia de vuelo.

Imagen de archivo con fecha de 18 de noviembre de 2008 que muestra un avión de la aerolínea EgyptAir. EFE

El pasado 31 de octubre, un Airbus A321 de la compañía rusa MetroJet (Kogalymavia) se estrelló sobre la península egipcia del Sinaí con 224 personas a bordo, tras registrarse una explosión en su interior. Dicho siniestro llevó a varios países a imponer restricciones por motivos de seguridad, como Rusia, que prohibió volar en su territorio a la aerolínea Egyptair. El accidente y las medidas posteriores supusieron un gran varapalo para el turismo en Egipto, una de las principales fuentes de divisas de su castigada economía egipcia.

Tráfico aéreo

La desaparición del avión, por otra parte, no estaba teniendo esta mañana ningún efecto en la gestión del espacio aéreo francés, aseguró el portavoz. Una gestión que estaba perturbada por una huelga de los controladores aéreos franceses, dentro de la jornada de movilizaciones contra la reforma laboral promovida por el Gobierno del presidente François Hollande.

El impacto de esa huelga era conforme a las previsiones de la DGAC, que había pedido a las compañías aéreas que cancelaran un 15% de los vuelos programados en el aeropuerto parisino de Orly.

Más noticias de Internacional